Vuelve a brillar "El Sol"

Luis Miguel ofreció un magnífico espectáculo que hizo elevar la temperatura y que el frío no se sintiera en La Sultana del Norte para beneplácito de todas sus admiradoras.

Monterrey

Monterrey ayer alcanzó a registrar 7 grados de temperatura, sin embargo, a pesar del frío que se dejó sentir, en la ciudad brilló el Sol.

Luis Miguel llegó por segunda ocasión en el año para sorprender en la primera de las dos fechas programadas en el Auditorio Banamex con su energía, talento, dinamismo y versatilidad.

A pesar del retraso de casi 30 minutos, el público, en su mayoría del sexo femenino, no se impacientó, pues estaban dispuestas a todo con tal de deleitarse con la presencia del mexicano.

La hora de dar inicio con el viaje llegó al ritmo de “La mujer de fuego”, con el que aprovechó para dar una calurosa bienvenida a los miles de asistentes que llenaron el recinto.

En un instante los corazones de las regias empezaron a latir más rápido de emoción cuando el llamado Sol de México les cantó “Suave” y “Si te vas”.

“Buenas noches, bienvenidos, ¡arriba Monterrey!, ¡arriba Monterrey!

“Es un placer estar con todos ustedes en este mismo escenario y un placer de hacer lo que más me gusta que es cantar, gracias por permitírmelo durante más de 30 años”, fueron las palabras de Luis Miguel, para después contarles una “Historia de amor”.

La actuación del astro lució aún más al mostrar un espectacular escenario escalonado que presentaba ocho pantallas y ocho telones que iban tomando el color de las luces.

Estaba claro que Luis Miguel tenía firme el porqué regresó a la Sultana del Norte, luego de su visita a principios de año y eso quedó de manifiesto cuando se apoderó de su público con “La mentira” y “No sé tú”.

De inmediato una atmósfera de romanticismo inundó cada uno de los corazones, algo que fue aprovechado por el artista para dar paso a un popurrí de boleros donde incluyó éxitos musicales como “Por debajo de la mesa”, “Bésame mucho” y  “La gloria eres tú”.

Él se dejó apapachar por sus seguidoras, quienes en más de una ocasión le lanzaron piropos y hubo hasta quienes le entregaron ramos de rosas que muy atento recibió.

Las complacencias también fueron algo nuevo en su show, pues en varias ocasiones por medio de aplausos eligió los temas que interpretaría, uno de ellos y el más coreado de la noche “Hasta que me olvides”.

Sus más de treinta años de trayectoria dejaron claro que no han pasado en vano, por lo que junto a su público quiso recordar sus inicios con “La incondicional”, “Un hombre busca una mujer”, sin olvidar uno de su éxito “Entrégate”.

Pero faltaba algo y él y su público lo sabían, cantar con mariachi era algo que no podía olvidar y efectivamente no lo hizo.

“El son de la negra”, “El rey”, “Sabes una cosa” y “El cielito lindo”, fueron algunas canciones que interpretó con su estilo muy mexicano.

Poco después de dos horas de un espectacular show, el final se anunciaba con “Isabel”, “Cuando calienta el sol” y la que cerró con broche de oro su primera presentación”, “Labios de miel”.

Y como la ocasión lo ameritaba, se puso muy ad hoc al cantar algunos temas navideños..