El Sol cautiva, pero no llena el Auditorio Telmex

El cantante interpretó sus éxitos ante 7,600 personas que asistieron al recinto de Zapopan; fue en general el mismo espectáculo que presentó en el palenque en las Fiestas de Octubre.
Luis Miguel se presentó ante más de 7 mil personas en el Auditorio Telmex
Luis Miguel se presentó ante más de 7 mil personas en el Auditorio Telmex (Cortesía)

Guadalajara

El cantante Luis Miguel arribó al Auditorio Telmex con Deja Vu Tour conformada por sus éxitos pop, boleros y rancheras.

Previó a su presentación hubo especulaciones sobre su exceso de peso, color de piel, cancelación de conciertos, inicio tardío y una gran cantidad de memes sobre su persona.

Con una imagen impecable el cantante lució delgado, provocó gritos y suspiros de sus fanáticas desde que pisó el escenario a las 21:25 con el tema “¿Quién será?” y concluyó a las 23:03 con “Labios de miel”.

Como es su costumbre el cantante lució con elegante traje negro, estuvo acompañado de su orquesta y una corista. Un “Hola Guadalajara” después de una hora de concierto fue el saludo que ofreció el artista a sus fans tapatíos. 

Durante el show el artista se mostró relajado, en varias ocasiones dejó que el público lo apoyara en los coros y se agachó para repartir rosas blancas a varias afortunadas que no cesaron en externar piropos al cantante. 

El artista jugó con su voz y debido a su amplio repertorio optó por los popurrís. Entre los temas que no podían faltar en su repertorio estuvo “La incondicional”. 

La parte del mariachi fue de las más ovacionadas con “México en la piel”, “El viajero” y “La Bikina”. Fue el mismo espectáculo que presentó en el palenque de las Fiestas de Octubre, aunque con menos mariachi. 

A pesar de que no habló mucho con el público se mostró emocionado por cantar en Guadalajara. Por momentos se especuló que el recinto luciría vacío, sin embargo fueron 7 mil 600 personas las que acudieron al llamado del cantante. Entre una lluvia de papeles y enormes pelotas concluyó el concierto con el público de pie y con ganas de escuchar más de su artista favorito.