Ni el Gangnam Style une a las Coreas

Pese a que la delegación norcoreana fue recibida con el pegajoso tema de Psy en Incheon, donde se celebran los Juegos Asiáticos, los deportistas guardaron silencio. 
PSY es el intérprete de "Gangnam Style".
PSY es el intérprete de "Gangnam Style". (Especial )

A pesar de que el ritmo contagioso del 'Gangnam Style' sonó a la llegada de los deportistas norcoreanos a Corea del Sur, éstos se limitaron a un educado silencio que refleja la división de las dos Coreas desde 1953.

Atletas y miembros de la delegación asistieron sin decir una palabra a la coreografía del éxito del cantante surcoreano Psy, mientras que los equipos de China, Singapur, Tailandia y Yemen disfrutaban del momento y fotografiaban constantemente a los bailarines.

Los norcoreanos, por su parte, cantaron a pleno pulmón su himno nacional 'Aegukga' (literalmente 'Canción patriótica'), mientras que la bandera de la República Democrática de Corea (RPDC), nombre oficial de Corea del Norte, se izaba en la villa de los atletas en Incheon, donde se celebra la edición 2014 de los Juegos Asiáticos.

Se trata de un espectáculo poco común, porque en Corea del Sur cualquier persona en posesión de la bandera del enemigo histórico o cantando su himno nacional se arriesga a ser arrestada por la policía.

Los partidarios del régimen comunista son pocos en el país después de la división de la península coreana hace más de seis décadas, pero las autoridades no quieren correr riesgos.

La organización de los Juegos ha prohibido expresamente la introducción de banderas norcoreanas en las sedes de la competición, a excepción de la que lleva la delegación del país.

Antes de la inauguración de los Juegos el viernes, la presencia de los deportistas norcoreanos en los Juegos ha sido una de las grandes polémicas, un verdadero dolor de cabeza para las autoridades surcoreanas.

En la ceremonia de izado de banderas los norcoreanos lucieron chaqueta blanca y pantalones azules. En las solapas llevaban, como es su obligación, las efigies de los difuntos dirigentes del régimen comunista, Kim Il-Sung y su hijo Kim Jong-Il.

La participación de la delegación norcoreana en Incheon ha sido posible después de una larga negociación que finalizó con un acuerdo entre Seúl y Pyongyang para que viajen del norte al sur 273 personas.

En 1991 las dos Coreas habían enviado una única delegación al campeonato del mundo de tenis de mesa. Además los dos equipos desfilaron juntos en las ceremonias de inauguración de los Juegos Olímpicos de 2000 y 2004, en los Juegos Olímpicos de Invierno 2006 y en los Juegos Asiáticos del mismo año.