Hombres G hace ‘sufrir’ a México

La agrupación española se presentó por primera vez en la Arena Ciudad de México, en donde unas 16 mil personas disfrutaron de su música.
La agrupación se presentó en la Arena Ciudad de México.
La agrupación se presentó en la Arena Ciudad de México. (Clasos)

México

Hombres G reabrió viejas heridas, invocó a las ex novias, recordó traiciones y provocó que se derramaran algunas lágrimas, dentro del concierto que ofreció ayer por la noche en la Arena Ciudad de México.

En su regreso a nuestro país, la agrupación española con 30 años de trayectoria, convocó a 16 mil personas de diferentes edades que fueron testigos de un show repleto de baladas nostálgicas.

Durante el viaje musical que comenzó poco después de las 21:00 horas, la banda liderada por David Summers escogió de su extenso repertorio temas que tocaron directamente al corazón.

"México", primera canción de la presentación, hizo que a los fanáticos se les olvidaran de la intensa lluvia y el congestionamiento vial que se vivió minutos antes de que subieran al escenario los oriundos de Madrid.

"Es un placer volver a esta ciudad que tanto queremos. Les prometo que la vamos a pasar de puta madre", comentó Summers, quien enfundado en jeans azules y playera negra, mostró su vitalidad a lo largo del recital.

El vocalista, en conjunto con Daniel Mezquita, Rafael Gutiérrez y Javier Molina, recetaron a sus seguidores de éxitos como "Si no te tengo a ti", "Me siento bien" y "En mi coche", que incitaron a alzar las voces al unísono.

"Te vi" y "Te necesito" continuaron con la marcha de melodías que fueron el soundtrack de relaciones amorosas del pasado y que marcaron a toda una generación que vivió el boom de los 80.

El encuentro de Hombres G en México también sirvió para que por primera vez en su historia tocaran en vivo "Los dos hemos caído". "Espero que se acuerden de ella", decía David.

Para la segunda mitad del concierto, los músicos optaron por canciones más festivas como "Te quiero", "Indiana", "Visite nuestro bar" y "Marta tiene un marcapasos", con las cuales convirtieron al recinto en un enorme karaoke.

"Esperando un milagro", nuevo sencillo y sus ya clásicos "Lo noto", "Qué soy yo para ti" y "Temblando" inundaron de melancolía cada pasillo de la Arena, que lucía lleno como pocas veces.

El inicio de la gira del grupo en México no podía terminar sin que sonaran "Venecia", "Devuélveme a mi chica" y "Voy a pasármelo bien", con las cuales cerraron con broche de oro su presentación, que duró aproximadamente dos horas y tuvo intermitentes fallas de sonido.