Se rinde Texcoco a El Komander

A diferencia de Cuernavaca, Morelos, el cantante fue bien recibido en el palenque de la Feria Internacional del Caballo del Estado de México, donde ofreció su show ante cinco mil personas.

Texcoco, Estado de México

La polémica que generó que autoridades de Cuernavaca, Morelos, apoyaran e hicieran oficial la cancelación del show que Alfredo Ríos, mejor conocido como El Komander, ofrecería en esa entidad el próximo 11 de abril, no hizo decaer el ánimo del cantante que triunfó durante su presentación en el arranque de la 33 Feria Internacional del Caballo Texcoco 2014.

Previo a su presentación en el ruedo, el exponente del denominado "Movimiento alterado" expresó su respeto a la decisión que tomó la Feria de la Primavera Cuernavaca 2014 y el cabildo, de no permitir que llevara su espectáculo al palenque durante el arranque de la festividad en Morelos.

"No soy quien para ir en contra de las leyes, soy un ciudadano común y corriente", El Komander.


"¿Qué puedo hacer cuando las leyes no están en mis manos? Estoy agradecido con toda la gente que me apoya. Si en algún lugar, el gobierno dice que no vaya, alguna ley, estoy de acuerdo, no soy quien para ir en contra de las leyes, soy un ciudadano común y corriente y si mi presencia no es grata, mis respetos.

"Solamente le pido una disculpa a los fans, porque no voy a poder ir. Estoy muy agradecido con la gente que compró sus boletos (...) El Komander no sube al escenario con armas, mi única arma es el micrófono", expresó Ríos.

El intérprete, quien consideró que "no es correcto" que las autoridades "se metan con el gusto de la gente", disfrutó del cariño de su público en Texcoco, que se rindió ante él en un concierto que arrancó a las 00:19 horas, en el palenque de la Feria Internacional del Caballo, que lució abarrotado.

El artista hizo un recorrido por todos sus éxitos y presentó en directo su más reciente material discográfico: "Cazador", ante cinco mil personas, según organizadores, a los que les mostró durante toda la velada su gratitud.

"Gracias a todos por recibirme en su casa, no sé cómo pagar su cariño. Gracias a todas las chicas guapas y a tanto borracho", enfatizó El Komander, quien brindó con mujeres y hombres sentados en la primera fila, con tragos directos de una botella, y estuvo acompañado por siete músicos.