Aleks Syntek celebra 25 años de carrera con romance

Para celebrar un cuarto de siglo de trayectoria, el cantante se aventura a hacer un disco "basado en el acto valiente de ser romántico y dulce cuando tienes mucho público rockero". 
Presenta su nuevo material, titulado 'Romántico desliz'.
Presenta su nuevo material, titulado 'Romántico desliz'. (AP)

México

La voz de Aleks Syntek se mantiene dulce y juvenil, pero el cantante mexicano cumple este año 25 de carrera y, para celebrarlo, se propuso hacer algo que nunca pasa de moda: un disco dedicado al amor.

"Yo me siento como que este es mi primer disco, cosa que es bueno, porque siempre estoy como a la expectativa de la conquista y de obtener buenos resultados. No me duermo en mis laureles", dijo Syntek en una entrevista reciente con AP, a propósito del lanzamiento de "Romántico desliz", su décimo álbum con piezas totalmente nuevas.

Syntek consideró que el mayor aprendizaje que ha tenido en su trayectoria ha sido a nivel humano y espiritual.

"Pareciera que la carrera de un famoso pudiera ser llena de algo efímero, de esa máscara superficial y materialista de las cosas, y no necesariamente", dijo. "Eso es lo que he aprendido con la música, que yo puedo ser tan productivo como sea y propositivo y ayudar en muchas cosas, lo cual creo que se te regresa, multiplicado, sin tener que comulgar necesariamente con una ideología, con nada, sino ser muy universal".

En "Romántico desliz", editado por Sony Music, el romance no sólo está presente en las letras y los arreglos, con mucho piano y ritmos pausados, sino que se nota incluso en el arte creado por Pico Covarrubias, con fotos en un parque donde Syntek posó junto a un enorme cartel con el título del álbum y otros con las letras de sus canciones adornados con flores dibujadas a mano.

"Este disco está más basado en el acto valiente de ser romántico y de ser dulce cuando tienes mucho público rockero mirándote", dijo Syntek. "En mis épocas, de principios de mi carrera, ser erótico, sexual, vulgar, agresivo en una canción demandante, contestatario incluso, eran herramientas poco usadas y te veían como el raro y ahora son recursos muy usados, muy manoseados. El disco es valiente en ese sentido, con una pauta muy clásica, sin los famosos duetos (de ahora), donde sí participan mis amigos pero de otra manera que no es la primaria".

La lista de invitados es larga: Jesse & Joy, Jorge Fratta, Jenny Ball, Alex Ubago, Ximena Sariñana, Mario Domm, Quique Rangel y Los Ángeles Azules (con quienes grabó "Tu recuerdo divino" en cumbia), son algunos de los que respondieron a su llamado para celebrar este cuarto de siglo en la música, pero participaron tocando instrumentos, por lo que el disco mantiene el estilo del anfitrión gracias a su voz.

"Mis 25 años tenían que ser muy 'yo solito', son mis 25, pero sí bajo la mirada y la bendición de mis colegas y de mis compañeros que quiero", expresó. "Estoy lleno de amigos y tengo amigos en la salsa, en la cumbia, en el pop, en el rock. Para mí en la música no hay enemigos, la música no tiene enemigos, no debe de haber, es un mundo inclusivo y así lo he tomado".

Syntek, quien forma parte de la Sociedad de Autores y Compositores de México, se aventuró por primera vez a componer con otros músicos como Sofía Mayen y Manu Moreno, quien participó en "Corazones invencibles", el primer sencillo del álbum. Para Syntek, la canción que habla de la fortaleza del amor es el resumen del momento que vive en su relación con su esposa y sus dos hijos.

"Todo parte de 'Corazones invencibles', el disco, mi momento en la carrera, mi momento personal", apuntó. "La respuesta que yo veo para cualquier problema personal, o en el mundo actual, la respuesta tiene que ser así (como la canción), tiene que ser espiritual, tiene que ser de fe. Y por supuesto que soy un marido muy afortunado, un papá muy privilegiado, todos saben que para los artistas que se dedican a lo que yo es muy difícil mantener una familia funcional, pero no es imposible, hay muchos que lo han logrado y bien, y yo espero seguir dentro de esa categoría".

En cuanto a su manera de ser, Syntek confesó que es un marido romántico: "Soy muy tradicionalista, incluso digamos que suelo ser ceremonioso, abro la puerta del auto cuando la invito a algún lado a cenar, llevo flores regularmente, chocolates, en ese sentido soy tradicionalista".