Inicia la búsqueda del tesoro

Con funciones en el Teatro Blanquita, la cerdita rosa conquista el corazón de chicos y grandes a su paso por la Ciudad de México.
El escenario se convirtió en un bosque.
El escenario se convirtió en un bosque. (Clasos)

México

La búsqueda de un tesoro pirata reunió a Peppa Pig y sus amigos en el escenario del Teatro Blanquita, donde compartieron con decenas de niños una aventura musical que tomó forma a través del bosque, las enormes montañas, islas misteriosas e incluso el cielo.

Con la ayuda de los niños, Peppa y compañía descifraron las pistas que los piratas dejaron para encontrar el tesoro. Camino a su destino, los animalitos aprovecharon cada lugar para divertirse, así fuera un tren o un simple charco de lodo.

Tras cruzar por las montañas y el bosque, Peppa tomó camino a la isla pirata, sobre un enorme barco tripulado por La Señora Conejo, quien iba en compañía de Lucas el Loro y Barba Perro, un antiguo pirata que guió a la tripulación hasta su destino.

Al ritmo de cada canción, los niños presentes en el Blanquita se sumaron a la aventura de la cerdita rosa, quien se volvió popular alrededor del mundo, gracias a la serie de tv infantil creada hace mas de 10 años por Neville Astley y Mark Baker.

Luego de una lluvia de burbujas, que cayó en el centro del teatro, chicos y grandes gozaron de un viaje por el fondo del océano, donde aparecieron grupos de estrellas, cangrejos, caballitos de mar y medusas, que con sus colores brillantes impresionaron a los presentes.

Alrededor de hora y media Peppa y compañía encabezaron una expedición para encontrar el tesoro pirata, pero en el camino descubrieron que el verdadero tesoro es la amistad, pues luego de un día de aventuras, el mejor premio fue estar juntos.

Claves

La aventura

- El show de la cerdita Peppa arribó ayer al Teatro Blanquita y ofrecerá funciones este fin de semana: sábado 4 y domingo 5 de abril con horarios de 11:30 y 13:30.

- Peppa y sus amigos dirán adiós al DF el sábado 11 y domingo 12 de abril, en los mismos horarios, para después emprender su búsqueda del tesoro pirata por Zapopan, Jalisco.