Recuerdan sus tropiezos al debutar como madres

Algunas mujeres del espectáculo recuerdan los difíciles momentos que vivieron al asumir por primera vez la responsabilidad de la maternidad.

México

La fortaleza  que mujeres como Diana Bracho, Cecilia Suárez y Susana Harp demuestran sobre el escenario no es equiparable a la que necesitaron al convertirse en madres, pues aprendieron a lidiar con una responsabilidad que las hizo madurar.

Diana Bracho, quien se  ha distinguido por ser una profesional de la actuación, reconoce que asumir el papel de madre no le resultó nada fácil.

“Tengo una hija y dos nietas y considero que la maternidad ha sido importantísima en mi vida, a lo que le he dedicado mucho tiempo y cariño. Aunque a veces como profesionista es complicado tener hijos y tienes que elegir entre las dos cosas, pero he logrado balancear mi vida profesional con mi vida maternal”, aseguró.

Sin embargo,  la actriz recordó los obstáculos que tuvo que enfrentar al convertirse en madre: “La tuve en Inglaterra. Estaba sola con mi alma; mi ex marido, su papá, estudiaba la universidad todo el día y yo en el embarazo y el parto estuve muy sola, sin familia. Con algunos amigos, pero no tan cercanos. Al final fue muy especial porque fuimos ella y yo solas todo el tiempo, esa experiencia nos unió muchísimo”, relató.

Quien también vivió complicaciones fue Cecilia Suárez, que tuvo a Teo en 2010 con su entonces pareja Osvaldo de León, y aún recuerda cómo fueron los primeros meses con su primogénito.

“Lo más difícil fueron los horarios, mi hijo se levantaba cada hora, en cuanto se empezaba a arrullar (mientras lo amamantaba) sentía calientito y se dormía. Yo decía: ‘¡No, que se llene y duerma tres horitas aunque sea!’. Yo tenía unas grandes ojeras. Tuve un poco (de depresión posparto), pero me traté con medicina tradicional de la India”, dijo.

Hoy la actriz acepta su valor como madre y admira a las mujeres que sacan adelante a su familia.

“No hay nada que te enseñe a ser una buena mamá, pero en este país somos muchas mujeres las que hacemos un trabajo fuerte y dedicado con los hijos, muchas veces solas. Es lo increíble de ser mamá, no tienes tiempo de preguntarte: ‘¿Cómo lo voy a hacer?’, simplemente lo haces. Sacas fuerza de donde no pensabas que la tenías y es un proceso que te empodera como mujer y te hace valorar todo lo que puedes hacer”, declaró.

Susana Harp tiene a Mateo, un adolescente de 14 años que le cambió la manera de ver la vida. Asumiendo sus debilidades humanas, la cantante prefiere establecer una relación de verdad con su hijo.

“Hay un pequeño porcentaje de mujeres que, por la razón, que sea no hacen clic con esta maravilla que regala la existencia, pero yo creo que 99.9 por ciento sí lo sentimos y no hay manera de expresarlo hasta que lo vives. Es como oír notas que no habías escuchado antes, ver colores.

“Lo único que puedes hacer es confiar en la intuición y en la congruencia; si te equivocaste, aceptarlo, eres un ser humano. Lo único que puedes regalarle es tu verdad”, aseguró.

También celebran

Celina del Villar tiene dos hijos con Benny Ibarra y asegura que el 10 de mayo es una de sus fechas preferidas. “Por más que suene cursi o comercial, el 10 de mayo siempre te pega. Recibir una flor o un abrazo siempre tiene una carga muy poderosa”, dijo.

Daniela Magún es madre de dos varones, para ella la importancia de la maternidad y la familia la aprendió con el ejemplo de sus generaciones. “El lazo es definitivamente el más fuerte que existe, no hay duda, siempre es especial”, aseguró.

Yvonne Venegas creció en una familia unida, por lo que, aunque ahora su madre vive en San Diego, el 10 de mayo se reúne con sus tías y sus dos hijos para celebrar en grande el día de las madres.