Ópera de "Brokeback Mountain" desea alejarse de la cinta

El director de escena ha decidido no competir con la cinta, por eso las imágenes reflejan un mundo "duro, agreste e inhabitable", lejos del de Ang Lee: "es 'Brokeback' la ópera, no la película".
Brokeback Mountain
Brokeback Mountain (Especial)

México

"Brokeback Mountain" será desde mañana no solo la novela y la premiada película sino la ópera, que se estrenará mundialmente en el Teatro Real en medio de una "enorme expectación internacional" por conocer el resultado de adaptar a la lírica esta "gran tragedia" de amor prohibido entre vaqueros.

"El resultado es muy satisfactorio", aseguró hoy en rueda de prensa el estadounidense Charles Wuorinen (1938), compositor de la música, una opinión compartida por la autora de la novela y del libreto, su compatriota, y premio Pulitzer como él, Annie Proulx (1935), que ha apostillado que es "maravilloso, excelente y fantástico".

Al compositor le fue "muy fácil", bromeó, evitar cualquier mínima referencia al sonido country. Lo que ha hecho, afirmó, es "música propia para una historia universal", que dirigirá el suizo Titus Engel.

La idea era estrenarla en la Ópera de Nueva York, pero su contrato con ese teatro se frustró y luego vino su "fichaje" por el Real, detalló Mortier, muy contento de haber podido viajar a Madrid desde Alemania, donde se trata del cáncer que le detectaron este verano.

Para los papeles protagonistas -el canadiense Daniel Okulitch, en el de Ennis, y el estadounidense Tom Randle, en el de Jack-, quisieron "los tipos justos", es decir, "fuertes, no afeminados", para representar "a gente normal que se ama", para contar "una verdad que existe aunque se quiera ocultar", según Mortier.

Sobre un paisaje humano evocador y muy simple, el director de escena, el belga Ivo van Hove, ha "traído" la montaña al teatro con un vídeo que grabaron tras un viaje de él, Proulx y Wuorinen a la zona montañosa de Wyoming en la que la autora imaginó el pico del título.

No tiene nada que ver con la película, con la que Van Hove ha decidido no competir en absoluto, por eso las imágenes reflejan un mundo "duro, agreste e inhabitable", lejos del de Ang Lee: "es 'Brokeback' la ópera, no la película", remachó ante los aplausos de Proulx.