Ridley Scott “es mi Julio Verne”: Demian Bichir

Jorge Fons, Fernando Sariñana, Anthony Quinn, Al Pacino y Robert De Niro son inspiración para el actor.
El actor compartió que desde temprana edad estuvo frente figuras imponentes.
El actor compartió que desde temprana edad estuvo frente figuras imponentes. (Édgar Negrete)

Guanajuato

El verdadero valor de la manifestación artística radica en la simplicidad de compartir con grandes colegas, considera Demian Bichir, quien en los últimos años experimentó un cambio “emocionante” a nivel actoral y como novel cineasta con Refugio.

Bichir no solo atesora trabajar bajo la dirección de Quentin Tarantino, Oliver Stone o Ridley Scott, a su vida profesional llegaron antes figuras mexicanas que forjaron su trayectoria, como Jorge Fons en cine y Alicia Urreta en teatro.

“Sigo siendo el mismo, me emociona trabajar con personas que admiro, no solo porque son cineastas internacionales queridos, sino porque han hecho muchas películas que me marcaron como actor y espectador”, dijo en entrevista.

“Es la misma emoción que me dio trabajar con Jorge Fons (Rojo amanecer); he tenido colaboraciones formidables, como con Sariñana (Hasta morir y Todo el poder), lo mismo ocurrió con Epigmenio Ibarra, de eso estoy formado”, agregó.

El próximo año estará nuevamente en la pantalla internacional con Alien: Covenant, la cual forma parte de la serie de precuelas de Alien (2002), y volverá a contar con el sello de Ridley Scott.

Bichir manifestó su admiración por el gestor de esta historia que se convirtió en su clásico.

“Cuando la gente escucha sobre la película, despierta interés, pero esto es lo que provoca un genio de la naturaleza de Ridley Scott; ha tocado cuantos géneros posibles en el cine. Quizá la comedia es uno que no le atrae mucho.

“Yo le llamo mi Julio Verne particular, es un honor poder trabajar de cerca con gente que admiro mucho, no solo porque son proyectos importantes. Hablo también de Tarantino, Stephen Soderbergh, todos estos pesos pesados, como Oliver Stone”.

Y el camino aún es largo, considera Bichir: “Me faltan muchos, ojalá tenga la oportunidad de volver a trabajar con Jorge Fons, de hacer algo con Felipe Cazals, yo voy a donde me quieran, el problema no es geográfico”.

EL TEATRO, SU CUNA

El actor compartió que desde temprana edad estuvo frente figuras imponentes: “Admiraba a toda la gente con la que crecí en la Compañía Nacional de Teatro, apenas tenía 13 años cuando ya estaba compartiendo escena con verdaderos monstruos.

“Alicia Urreta, que compuso muchas bandas sonoras para obras, es una de las pérdidas que más me dolió, pero tuve la oportunidad de ver de cerca a David Antón (escenógrafo) cuando estuve con Amparo Rivelles en el Teatro Insurgentes, fueron grandes”, agregó.

Así cruzó fronteras: “Veía las películas estadunidenses y soñaba también con trabajar con ellos. Anthony Quinn, Al Pacino, De Niro, Hoffman, Jim Jackman, Jack Nicholson, Mastroianni, crecí con estos monstruos y me inspiraron enormemente”, concluyó.