Pide Angelina Jolie cesar violaciones en guerras

La embajadora de buena voluntad del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados dijo en Sarajevo que es uno de los crímenes más atroces y más salvajes contra los civiles.

Sarajevo

La actriz estadunidense Angelina Jolie y el ministro británico de Relaciones Exteriores William Hague exhortaron el viernes en Sarajevo a intensificar la lucha contra la violación como arma de guerra.

"La utilización de la violación como arma de guerra es uno de los crímenes más atroces y más salvajes contra los civiles. Es tan brutal, una violencia tan extrema, que hasta resulta difícil hablar", dijo Angelina Jolie, embajadora de buena voluntad del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), en una conferencia sobre violencia sexual en zonas de guerra, organizada en Sarajevo por el Ministerio de Defensa de Bosnia.

La actriz, que en 2011 filmó "En tierra de sangre y miel", una película sobre la violencia contra las mujeres durante la guerra de Bosnia (1992-95), lanzó un llamado para que las misiones de paz en el mundo tengan como prioridad impedir que se cometan esos crímenes.

Por su parte, Hague lamentó que "la violencia sexual sea utilizada deliberadamente como arma de guerra" en los conflictos en Siria, República Centroafricana y Sudán del Sur.

"Espero que podamos trabajar todos juntos para evitar que los horrores que se vieron en esta región no se reproduzcan" en ningún lugar del mundo, agregó Hague.

Miles de mujeres, en su mayoría musulmanas, fueron violadas durante la guerra en Bosnia y sólo 33 responsables de esos crímenes fueron juzgados y condenados.

Jolie y Hague luego se reunieron con viudas y madres de víctimas de la masacre de Srebrenica, donde 8 mil hombres y niños musulmanes fueron acribillados por las fuerzas serbias en 1995. Jolie salió de la reunión sumida en llanto.