Exponen cineastas sus posturas sobre cine social

Diego Luna, Diego Quemada-Diez, Rodrigo Plá, Juliano Ribeiro Salgado y Nicolas Philibert compartieron su punto de vista sobre el compromiso social que tiene un realizador al filmar una película.
Los realizadores expusieron sus ideas en el foro: 'Cine, un compromiso social'.
Los realizadores expusieron sus ideas en el foro: 'Cine, un compromiso social'. (Ivett Salgado)

México

El debate sobre cine se hizo presente en el primer foro que organizó el Festival Internacional de Cine San Cristóbal de las Casas: 'Cine, un compromiso social', donde estuvieron presentes Diego Luna, Diego Quemada-Diez, Rodrigo Plá, Juliano Ribeiro Salgado y Nicholas Philibert, a fin de compartir su punto de vista.

La charla, que duró alrededor de dos horas, incluyó tópicos que van desde la economía, la política y la sociedad, pues a decir de los presentes son aspectos que van de la mano a la hora de realizar una película de corte social, "no sé si se hablé de un compromiso social, pero mi compromiso está ligado a reflexionar", dijo Plá.

Fue Diego Luna quien expuso sobre la mesa que más allá de un compromiso social por parte del realizador, el compromiso se liga con la audiencia, "El cineasta no existe sin aquel que lo escucha, lo ve y se deja afectar por la historia, hay una responsabilidad también en el público, porque es quien da tribuna a esas voces".

"Aquí donde se toma un poder, porque es un lujo ir al cine, pero hoy hay medios que no existían antes, hoy te bajas del escenario en teatro y comienzas a escuchar la reacción del público en redes sociales, el Twitter es quizá el menos sano, pero hay cantidad de foros y redes donde puedes estar en contacto", añadió Luna.

Y es justo lo que buscan con Ambulante, un gira de documentales con la que accedan a todo tipo de público, "Hoy ambulante se presenta en muchas ciudades, porque el público lo pide, con Ambulante podemos acceder no sólo a las capitales, es una gira que se mueve por los estados y eso es apertura para el cien", comentó.

La mesa de diálogo incluyó también una reflexión sobre la piratería, en relación a la condición económica del público, pues en palabras de Diego Quemada-Diez, existen zonas en las que no hay cine, y personas que no tiene acceso a una película en pantalla, "La jaula de oro fue un éxito en la piratería", dijo.

"Cuando vine a San Cristóbal para hacer casting fui a un pueblo que está a dos horas y media de aquí, ahí encontré a Rodolfo, él es Tzotzil y eran las 8 de la mañana y era el primero del casting; me dijo fue que quería salir de su pueblo y que quería hacer una película como las de Rambo y las de Jean Claude Van Dame.

"Pero, cómo llegan esas películas ahí, quizá es por la piratería, al final de todo ha no cuenta el cómo, lo importante es que se vean las películas en zonas donde no hay acceso al cine, por eso lo que hace este festival me parece importante", añadió el realizador de La jaula de oro, el filme mexicano más premiado en el extranjero.

Al tema de las nuevas tecnologías se sumó Salgado, el nominado al Óscar por el documental La sal de la tierra, "estamos viviendo un mundo cambiante con las nuevas tecnologías, incluso sobre los medios escritos que formaban reflexiones, ya no son lo que era, pero creo que el documental es muy poderoso para lograr un efecto similar, porque es barato y se puede hacer con pocos recursos".

Casi al cierre de la charla, Philibert enfatizó la diferencia entre las películas y el cine, no es lo mismo ver una película que ver una buena película, "se puede hacer malas películas sobre temas importantes y hay un buen número así, pero también se pueden hacer buenas películas sobre un tema poco conocido".

Después de casi dos horas, los realizadores se despidieron del público, pues la charla que se ofreció a medios de comunicación presentes en el FIC San Cristóbal se transmitió también vía Streaming y se expuso en redes sociales, a fin de hacer participe a quién se pudiera interesar por el tema del Cine Social.