Soy actriz, no pienso en mí como negocio: Britt Robertson

En su primer protagónico, esta joven encarna a Casey Newton en El mundo del mañana, cinta de ciencia ficción producida por Disney, donde comparte créditos con George Clooney y Hugh Laurie.
En su primer protagónico en la pantalla grande, esta joven ojiazul encarna a Casey Newton en El mundo del mañana.
En su primer protagónico en la pantalla grande, esta joven ojiazul encarna a Casey Newton en El mundo del mañana. (Mario Anzuoni)

Ciudad de México

Aunque para muchos el rostro de esta rubia de azules ojos sea una cara nueva, en realidad Britt Robertson (Carolina del Norte, 1990) no es ninguna novata. Lleva 15 años trabajando como actriz y desde abajo, en comerciales y pequeños papeles, hasta que logró su primer rol de importancia en Dan en la vida real (2007) al lado de Steve Carell y Juliette Binoche. Luego trabajó en teleseries como La vida misma, The secret circle y, más recientemente, en dos temporadas de la serie de suspenso Under the dome. Su primera oportunidad como protagonista en la pantalla grande llega esta semana con el estreno de la producción de Disney El mundo del mañana, bajo la dirección de Brad Bird (Los increíbles, Misión Imposible IV) y junto a George Clooney y Hugh Laurie, en una de las cintas más esperadas de la temporada.

¿Qué es El mundo del mañana?

Bueno, creo que es muchas cosas. En la película, El mundo del mañana es un lugar que las mentes más brillantes del mundo han llegado a explorar con diferentes herramientas y tecnologías innovadoras, y también en cierta forma es un universo paralelo, que también existe en nuestro tiempo y... cielos. Es muy difícil de explicar. Creo que es mejor que la vean, es decir, no me han dado ninguna directriz de lo que debo de decir (ríe). No sé si es porque confían en que no revele demasiado de la trama. Así que lo mejor que puedo decirte es que deben verla, todos los fans del cine de aventuras, de ciencia ficción... hay algo en la película para todos.

¿Cómo preparaste el personaje de Casey?

Pues no fue muy difícil al principio, porque en cierta forma somos muy parecidas, y en otros sentidos no, que es lo que la hace muy interesante: Casey Newton es una joven de 17 años que esté en preparatoria, pero muy inteligente y entiende cómo funciona el mundo desde un punto de vista técnico, es como un genio. Ella sabe mucho de ingeniería y ciencia. Para mí, eso era nuevo, porque en la escuela yo me interesé más en literatura y artes, y tenía una noción muy vaga de la física y la ciencia que ella maneja con toda naturalidad. Mis clases me dieron lo básico de esas materias, por lo que no tenía un conocimiento profundo de los temas. Cuando obtuve el papel, Brad me dio a leer muchos libros, y también hablé con científicos que conocían perfectamente el campo, investigué las terminologías que iba a utilizar en la película. Además, charlé mucho con Brad para analizar mi personaje, porque aunque tiene esta inteligencia colosal, Casey también es una chica normal, con una vida familiar y con los problemas habituales de una adolescente. Tim McGraw, que interpreta a mi papá, convivió mucho conmigo para poder establecer esa familiaridad necesaria y básicamente, creo que tener la mente abierta me sirvió mucho.

¿Tuviste audiciones varias veces para obtener el papel? ¿Cómo se vive ese proceso?

Yo no había estado en una película de tan alto perfil antes. Cuando supe de este papel me interesó mucho y pensé "yo puedo hacerlo", pero el proceso de audición sí es largo y difícil, porque hay muchas actrices que quieren un mismo papel y a veces la competencia es difícil y puedes decepcionarte. Pero les gustó mucho mi primera cinta de audición y fui llegando hasta el final. Me sentí muy contenta. Di lo mejor de mí entonces, y después en el rodaje.

Sobre eso, ¿cómo fue trabajar con figuras como George Clooney y Hugh Laurie?

Fue una combinación de emociones, cuando estás en una situación así, una película tan grande, estás emocionada por ser parte del proyecto, pero a la vez es muy angustioso porque estás con actores que admiras muchísimo y tienen una carrera muy larga y legendaria. Con Hugh, disfruté todas las conversaciones que tuvimos, me contaba hechos del planeta; es un hombre muy amable. Por otro lado, con George trabajé mucho más de cerca y pude aprender mucho de él, tanto personal como profesionalmente. Es un hombre muy generoso y muy sencillo, te escucha, te guía. Me decía con qué directores debía trabajar en el futuro o me contaba historias sobre sus experiencias. Fue un tiempo muy divertido. La verdad es que fue de lo que más disfruté en el rodaje.

La película es sobre la vida desde un punto de vista futurista. ¿Cómo crees que será la vida en el mundo futuro?

Me gusta creer que hay un futuro positivo para todos nosotros. Me gustaría ver derechos iguales para todos, que no haya más discriminación ni política ni sexual, que todos podamos tener una mentalidad pacífica y ya no haya tantas guerras, destrucción y caos. Me gustaría ver ese mundo, y creo que estamos más cerca de él si no pensamos en negativo en cuanto a lo que nos espera. Quiero creer que hay cosas geniales por venir. Tengo fe en el futuro.

¿Sientes que esta película cambiará tu carrera y tu vida?

Espero que me dé más oportunidades, que haya más gente que esté más interesada en mí y que quieran trabajar conmigo, porque no puedes quedarte solo con un proyecto y no pensar en qué harás después. Obviamente igual sé muy bien que voy a tener que trabajar duro, pero con esta película espero que sea más fácil, aunque no presto mucha atención tampoco a eso de que ahora más gente me conocerá. Scott Eastwood (con quien apareció en The Longest Ride e hijo menor de Clint) es amigo mío y siempre me dice que tengo que mirar mi carrera desde un punto de vista empresarial, no solo artístico. Eso me da algo de risa. Yo soy actriz, eso es lo que me considero y lo que hago para ganarme la vida. No pienso en mí misma como negocio o estrategia o de ser. Hace poco leí en algún lado que seré la próxima gran estrella. Nada de eso me creo.

¿Cuáles son tus próximos proyectos?

Terminé la película Cook con Eddie Murphy, que puede que se estrene a fin de año. La dirigió Bruce Beresford (Driving Miss Daisy); es acerca de la amistad entre una madre y una hija, con un hombre que trabaja para su familia. Es algo muy tierno y estoy muy orgullosa del film. Es muy diferente a El mundo del mañana y está basada en una historia real. Eso es lo que voy a estrenar próximamente y veremos qué ocurre después.

¿Con quién te gustaría trabajar?

¡No lo sé! Es muy difícil de elegir. Me gustaría trabajar con Meryl Streep. Ella es la actriz más clásica de todas y es la mejor de nuestra era. Creo que sería muy divertido trabajar con ella. Con Colin Firth..., me encantaría hacer películas con Woody Allen o los hermanos Coen... no sé No sé cómo decirlo sin que suene como una lista de deseos. Me da un poco de pudor (ríe).

¿Estás preparada para ser famosa?

Nunca lo estás, supongo. Antes que ser famosa, lo que quiero es trabajar en más proyectos. Voy al súper en crocs y sin peinarme y a nadie le importa, nadie me reconoce y así me gusta. Claro que mi mamá y mi agente dicen: "¡Oh, querida, este va a ser tu año!". Y te digo algo, yo no quiero que solo sea un año. Quiero que sea una carrera para toda mi vida.