“No soy la mujer más bella del mundo”: Miss Universo

Paulina Vega visitó su país de origen, Colombia, donde hizo hincapié en que su principal labor como Miss Universo será promover campañas para luchar contra el VIH y el sida.
Miss Universo, Paulina Vega, promoverá campañas para luchar contra el VIH y el sida.
Miss Universo, Paulina Vega, promoverá campañas para luchar contra el VIH y el sida. (AP)

Colombia

La Miss Universo, Paulina Vega, aseguró que no se considera la mujer más bella del mundo e insistió en que en sus planes no está viajar a Cuba a reunirse con los guerrilleros de las FARC.

"Yo no soy la mujer más bella del mundo y menos del universo", sostuvo Vega en su primera visita oficial a su natal Colombia después que hace tres meses fue elegida Miss Universo en Estados Unidos. (La semana pasada había estado en Bogotá unas horas para un compromiso comercial).

En una rueda de prensa en un hotel del norte de la capital colombiana, Vega, nacida en el puerto caribeño de Barranquilla hace 22 años, hizo hincapié en que su principal labor como Miss Universo será promover campañas para luchar contra el VIH y el sida.

En ese sentido lamentó la discriminación que sufren los enfermos.

Sobre lo que ha sido su vida desde que fue elegida como la mujer más hermosa del mundo dijo que se la ha cambiado mucho y que ahora "son muchísimas madrugadas, muchísimos viajes, de hotel en hotel (y a veces) olvidarse uno de la familia".

También ha extrañado de su tierra no poderse tomar un jugo de papaya y confesó que desde que fue elegida Miss Universo contaba los días para regresar a su país.

En tono simpático y con una sonrisa constante preguntó por qué la gente quiere que las reinas de belleza sean perfectas si, según ella, tienen defectos como todos los seres humanos.

A los pocos días de haber conseguido el trono de Miss Universo, los rebeldes de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) la invitaron a Cuba para ponerla al tanto de los avances del proceso de paz que adelantan en la isla desde fines de 2012 con el gobierno del presidente Juan Manuel Santos.

A la pregunta de si aceptaría esa invitación de la FARC, Vega respondió que ese tema lo cerró hace unos dos meses cuando "tomamos la decisión más sabia y fue dejárselo al gobierno del presidente" Santos.

Entre risas, la Miss Universo indicó que apenas se reúna el martes con el jefe de Estado en la Casa de Nariño, la sede del gobierno, lo primero que le preguntará es cómo hace para levantarse a las cinco de la mañana para ir al gimnasio.

En su agenda en Colombia figura una visita el martes a la Fundación Matamoros, que apoya a los militares y policías heridos en combate, a las viudas, huérfanos y familiares de la fuerza pública muertos como consecuencia del conflicto armado del país.

Antes de Vega, Colombia sólo había tenido en Luz Marina Zuluaga a su única Miss Universo, coronada en 1958.