Miles disfrutaron del Coordenada 2016

Más de 25 mil personas se reunieron el parque Trasloma para ser parte de la tercera edición de este festival el cual reunió un cartel de más de 20 bandas nacionales e internacionales 

Guadalajara

Más de 25 mil personas se reunieron este sábado en el parque Trasloma para ser parte de la tercera edición del Festival Coordenada, el cual reunió un cartel de más de 20  bandas nacionales e internacionales así como un sinfín de atracciones para hacer del festival, toda una experiencia.

Sin contratiempos ni retrasos, así como sin cancelación alguna, cada una de las bandas y artistas hizo lo propio en cuatro escenarios que fueron instalados dentro del recinto.

Mientras unos disfrutaron de sus agrupaciones favoritas, en los cuatro escenarios otros se divirtieron con las atracciones que hubo tales como futbolitos, brincolines, inflables, una especie de tirolesa fija, además participaron en las cientos de actividades para ganarse premios y souvenirs.

También pudieron degustar la variedad de platillos que se ofrecen en el área gastronómica o descansar en las áreas verdes.

Entre artista y artista, los asistentes caminan de escenario a escenario, tarea que resultó un tanto complicada por el flujo tan abundante de personas circulando, así como las piedras y tierra que había en el camino, sin embargo no se reportaron accidentes.

Una de las atracciones que ha caracterizado este festival, es la cercanía que se puede tener con los aristas a través de firmas de autógrafos, y este año no fue la excepción, Amigos Invisibles, Inspector, Nana Pancha, Comisario Pantera, Meme, Carla Morrison, Quiero Club, Triángulo de amor Bizarro, Capital Cities, Illya Kuryaki and The Valderramas y Porter participaron.

De las primeras agrupaciones en hacer ruido y calentar los ánimos de los presentes, fue la regiomontana Inspector quien hizo de las suyas en el Indio Filsner Plata Stage, con temas como "Y que", "Llorarás", y "Me Estoy Enamorando", así como los clásicos “Amnesia”, y “Amargo Adiós”, mantuvieron el ambiente en el lugar al ritmo de ska mexicano.

Por su parte, la  banda venezolana Amigos Invisibles armó la fiesta funk con su ritmo y energía, en el mismo escenario, la agrupación entregó en un completo repertorio que incluyó sus éxitos más reconocidos en sus casi 21 años de trayectoria como "viviré para ti", "La que me Gusta" y su clásica "Mentiras".

Durante su presentación la banda compartió que acaban de grabar un nuevo video aquí en Guadalajara y que están muy emocionados por estrenarlo en los próximos días.

Previo a los venezolanos el mexicano Meme, integrante de Café Tacvba, presentó en el Agaves Stage parte de su proyecto musical en solitario.

Con un ritmo más de balada, Meme complació a los asistentes con temas como "Todo va a estar bien", "No puedo parar" y se dio tiempo para interpretar una nueva versión del ya clásico "Querida", original de Juan Gabriel.

Uno de los escenarios principales, del Coordenada 2016, el Indio Stage vibró con la presentación del cantante León Larregui quien logró reunir a la mayor cantidad de público hasta las 20:00 horas.

El mexicano deleitó a miles de fans que corrieron hacia ese escenario con anticipación para ganar un mejor puesto con temas como "Souvenir", "Brillas", y "Locos". Fiel a su estilo Larregui se mostró tranquilo y complaciente con su público que aprovechaba los espacios para bailar tranquilamente y cantar cada uno de los temas.

Mientras, en el Agaves Stage, Juan Cirerol hizo lo propio. Cirerol detalló que se encuentra próximo a celebrar 10 años de carrera con un concierto especial este 24 de octubre en el Foro Independencia en Guadalajara. El originario de Mexicali, entregó las canciones "Eres tan cruel", "La Florecilla", "Metanfeta", entre otras.

Cerca de las 19:20  salió Carla Morrison en el escenario Pilsner Plata. Con un jumper negro, un cinto brilloso y labios rojos, Carla comenzó su set con "Un beso". "Gracias por estar aquí", saludó al público. Y antes de continuar su set, invitó al público a disfrutar el festival: "se vale tocarse, se vale besarse", lo que dio inicio a "Eres tú", canción con la que algunos fanáticos corearon y alzaron las manos de lado a lado.

Con respaldo visual y lumínico acorde a sus melodías, Carla interactuó con el público al acercarse a la orilla del escenario y regresar los saludos de los fans con movimientos de las manos para una presentación llena de emoción y dramatismo. Después de "Azúcar morena", Cara aprovechó para profesar su amor por el público: "¿cómo están, mis tapatíos? Son unos chingones", antes de lanzarse a cantar y tocar la guitarra en "Compartir", una de las canciones más emotivas de la noche, con la que se sintió un ambiente lleno de alegría, con un globo gigante naranja volando por encima del público, manos alzadas, abrazos entre parejas y baile lento.

Mientras tanto, en el otro escenario, Abominables movió al público completo, haciendo que todos bricaran unísono y se fueran de lado a lado hasta casi llegar a las filas de recarga y cerveza. Con "Veneno", no hubo pies y pechos que no rebotaran con el ritmo pegajoso y enérgico, al que muchos asistentes se unieron para cantar. Con "Horror Amor", no se hicieron esperar los baños de cerveza, las manos en alto e incluso la incursión de Abulón, cantante y líder, hacia el público hacia un árbol en la parte de atrás, al que se trepó para cantar desde las alturas, acción que agradó y emocionó al público en uno de los actos más sorpresivos del festival, en uno de los escenarios más pequeños.

Bloc Party, una de las bandas con más convocatoria, comenzó su participación con "Heartbeat", una de sus canciones más recientes, con la que aprovecharon para saludar al público y vaticinar lo que vendría: "somos Bloc Party, de Londres, Inglaterra y nos la vamos a pasar increíble!". "Hunting for witches" fue como un regalo para los nostálgicos, ávidos de escuchar canciones más viejas y recordar los inicios de la banda. La presentación resultaría extra especial, ya que como mencionó Kele Okereke, ésta fue el último concierto de la banda en este año, un concierto en el que fue Bloc Party en todas sus esencias: la más rockera, la más bailable, la más electrónica, siempre con su toque indie característico que encendió a todos, como repite al final su canción Banquet: "I'm on fire”.

Uno de los fenómenos más impresionantes del festival fue Capital Cities, que con su set congregó a la mayoría de los asistentes de Trasloma y desde un inicio los puso a bailar apretados. Con muy buen español, los miembros agradecieron al público y compartieron que probarían nuevo material  con el público tapatío, como la canción "You're my Venus and I'm your River Phoenix", que fue cálidamente recibida por la audiencia. Con sus típicos sintetizadores y voces, además de una banda completa que incluía la trompeta, la intervención de Capital Cities convirtió a la explanada en una animada fiesta que fluctuó entre el material que la gente esperaba y el nuevo, una agradecida oportunidad de conocer más del conjunto. No obstante, hacia el final, fue "Safe and Sound" una de las canciones más coreadas.

Illya Kuryaki and the Valderramas salieron puntuales, Emmanuel con sus características botitas blancas y Dante con su sombrero vaquero rojo. Al principio sacaron lo mejor de su repertorio funky, con el que calentaron motores antes de encaminarse hacia las clásicas de su set, como “Chaco”, que mezcla el funk con el rap, y “Funky futurista”, la cual lideró la marcha de la desconfianza y los saltos del público, que respondió a todos los estímulos de los argentinos.

El plato fuerte llegó con Wolfmother y los Fabulosos Cadillacs quienes derrocharon talento y energía ante miles de personas que aguantaron más de doce horas de música continua. 

GPE