“Imitar a Elvis es algo muy serio”: Héctor Ortiz

Ha participado en musicales como Vaselina, José el soñador, Godspell y Jesucristo superestrella.
Héctor Ortiz imitando a Elves Presley.
Héctor Ortiz imitando a Elves Presley. (Cortesía)

Ciudad de México

El rock tocó a la puerta de Héctor Ortiz al final de los sesenta. Fundó y cantó en las bandas que pudo. Viajó a Estados Unidos e intentó hacer carrera. A su regresó, descubrió que lo suyo sería imitar a estrellas como Elvis Presley y Jim Morrison. Luego de más de 20 años de hacerlo, el intérprete sabe que al menos en México pocos le hacen real competencia. Quien lo quiero comprobar podrá verlo el jueves 16 de octubre en el Pepsi Center capitalino.

 

¿Desde cuándo es fan de Elvis Presley?

Tengo familiares que crecieron escuchando el rock and roll de los cincuenta y Elvis siempre estuvo presente. Quería saber quién era y por qué cantaba así. Ya en los setenta, con sus trajes impresionantes, me convencí de que sin duda era El Rey del rock.

 

¿No se aburre de imitarlo?

Es un personaje increíble y lleno de diferentes facetas, que la verdad no. Su música es clásica, así como la de Los Beatles. No me aburre cantar sus canciones. Además porque la reacción del público siempre es diferente.

 

Usted tuvo una banda propia, ¿por qué no siguió por ahí?

Lo intenté pero no pasó nada. En los setenta el rock mexicano era incipiente, incluso nos fuimos a Estados Unidos, pero allá teníamos otras necesidades y el sueño se diluyó. Cuando empezó el movimiento de Rock en tu Idioma andábamos por allá y nos lo perdimos.

 

Su canción favorita de Elvis es…

No tengo una sino varias, sus etapas son diferentes. Me gusta “Don’t be cruel”, “Are you lonsome tonight?” o “Suspicius mind”.

 

¿Y le gustan las películas?

Las películas son muy malas, acaso se salva El rey criollo, hasta me gusta como actúa. Pero los filmes de sus conciertos son otra cosa.

 

¿Cuántos trajes de Elvis tiene?

Como 10 vestuarios, me los hace la modista Gina Vásquez. Me hace réplicas exactas.

 

¿Son caros?

Carísimos, sobre todo los estoperoles y la pedrería. El American Eagle, cuesta como 12 mil pesos.

 

¿Y Elvis es negocio todavía?

Sí, siempre hay noticias suyas. Cada aniversario de su muerte aumenta el número de visitantes a Graceland.

 

¿Quién está más cercano de ser nuestro Elvis: Álex Lora, Pedro Infante o Enrique Guzmán?

Pedro Infante, porque es un ídolo de multitudes, lo mismo de ricos que de pobres. Es lo mismo que pasa con Elvis. Sin importar la edad le tienen un enorme respeto a su figura.

¿Cuánto tiempo más se ve haciendo este tipo de espectáculos?

Hasta que el cuerpo aguante, es importante saber decir adiós a tiempo. En breve sacaremos un disco con Big band y esto como parte de seguir interpretándolo, pero quizá ya sea tiempo de dejar de hacerlo sobre el escenario.

 

¿Las piernas ya empiezan a flaquear?

No, pero es mucha la exigencia, los trajes de la última etapa exigen muchos sacrificios.

 

¿Ha ido a alguna convención de fans de Elvis?

No, eso se me hace un chiste. Nunca me he propuesto ir a esas convenciones a ver hindúes con turbante disfrazados de Elvis. Para mí, esto es muy serio y le tengo mucho respeto.

 

¿Elvis es su cantante favorito?

Tenía una voz excepcional, sin duda es uno de los más grandes cantantes del mundo; tenía un don muy especial. Él sigue siendo el rey, como dijo José Alfredo.


Nació en la Ciudad de México. Ha participado en musicales como Vaselina, José el soñador, Godspell y Jesucristo superestrella. Además formó las bandas Hallucination Sound y Zigzag, entre otras. Desde 1983 crea shows inspirados en Elvis Presley, entre los que sobresalen: Elvis Symphonic Experience y Elvis... O