"Un papel fantástico te transforma como actor"

Por primera vez el británico Aaron Taylor-Johnson encarna a un superhéroe en Vengadores: La era de Ultrón, secuela de la millonaria franquicia.

Ciudad de México

La temporada de estrenos veraniegos se inaugura formalmente este fin de semana con el estreno de Avengers: La era de Ultrón, la más reciente superproducción de la franquicia de Marvel Comics. En la cinta, además de contar con veteranos del género como Robert Downey Jr., Chris Evans y Scarlett Johansson, el director Joss Whedon redondea su elenco con el joven Aaron Taylor-Johnson (Buckinghamshire, Inglaterra, 1990), quien saltó a la fama como adolescente en la comedia negra Kick-Ass. Después de aparecer en la versión de Anna Karenina dirigida por Joe Wright en 2012 y en la exitosa nueva versión de Godzilla, aquí encarna a Mercurio, uno de los nuevos integrantes de la compañía de superhéroes más famosos del mundo.

¿Cómo fue que llegaste al Universo Marvel?

Justo antes de empezar a rodar Godzilla, me reuní con Joss Whedon y me preguntó: "¿Quieres estar en Avengers 2"? Hay un superhéroe que estoy pensando para ti". Le dije que era muy halagador, pero también que para qué añadir otro superhéroe más a esto. Él dijo: "No, hay dos personajes que quiero introducir para sacudir al grupo y no simplemente como un añadido". Me contó un poco sobre el guión y dije que la única razón por la que querría hacerlo era si el personaje podía aportar algo. Ya sabes, tienes a cinco de los superhéroes más impresionantes y todos son estrellas de cine. Tienes un reparto enorme, ¿qué demonios es lo que me va a diferenciar si entro yo en escena? Así que hablamos de Mercurio y nos llevó como un año andar de aquí para allá sobre el asunto. Llevó tiempo, pero estoy feliz por estar en esta película.

Aquí vuelves a trabajar con Elizabeth Olsen, que hizo de tu esposa en Godzilla...

Es verdad, solo que ahora tenemos una conexión mucho más cercana porque interpretamos a unos hermanos gemelos que nunca se separan el uno del otro. En Godzilla el punto era que estábamos separados y en eso recaía toda la película, en que yo trataba de reencontrarla. Aquí es totalmente diferente, pero es bueno haberla conocido como persona y como actriz antes de hacer esto. Fue como decir "intentémoslo y hagamos a estos personajes diferentes". Y también fue genial interpretar a europeos del este, unos gemelos con un vínculo muy especial.

¿Cómo prepararon los personajes de Mercurio y la Bruja Escarlata?

Lizzy y yo hicimos juntos la preparación de dialecto e intentamos conseguir un tono de voz similar, considerando que estamos interpretando a gemelos. Pero ya sabes, siendo ella estadunidense y yo británico era un poco difícil, pero sí, fue muy divertido. Convivimos mucho y en el set éramos inseparables. Joss nos aconsejó que nos tratásemos como hermanos, que dependiéramos totalmente el uno del otro.

¿Y qué tan difícil fue hacer convincente el poder de súper velocidad de Mercurio? Porque corrías de verdad...

Eso es lo genial con estas cosas, tener poderes, porque en realidad puedes jugar con ese tipo de material. Hicimos muchas pruebas. La primera vez que hicimos una prueba de carrera yo estaba en la máquina de correr, una enorme plataforma, de maratón, era algo a lo que podían aumentar la velocidad y era una gran máquina genial. Y me tenían en un arnés y una pantalla verde, y lo ponían como en una pendiente y yo corría sobre eso. Pero lo que hacía, en realidad, no daba una sensación de que algo estuviese viajando. Cuando lo veías parecía demasiado limpio y pulcro, no parecía real. Joss no estaba muy convencido ni yo tampoco, así que hicimos otra prueba y rodaban a 120 fotogramas por segundo, estaban en un camión y conducían mientras yo corría durante unos cientos de metros. Fue muy divertido.

Y agotador, ¿no?

Mucho. Acabé muerto de cansancio cada vez que rodábamos una secuencia. Tenía que hidratarme constantemente y cuidarme de no perder demasiado peso. Ha sido hasta ahora el entrenamiento más agotador de mi vida, la verdad, pero cuando ves el resultado en pantalla vale mucho la pena.

Elizabeth dijo que no solo Ojo de Halcón tendrá sentido del humor, sino que también Mercurio tiene lo suyo.

Verás, el tema con el Universo Marvel es que no todo se toma en serio. Hay puntos en los que hay drama real, pero me encanta que haya mucho sarcasmo y humor en él, y que la gente tenga ese momento de humor. Así que es divertido. Lo que no queríamos desde el punto de vista de Lizzy y mío es que nuestros acentos fuesen el centro de ese humor, porque Pietro y Wanda, nuestros personajes, no son estadunidenses y tienen acentos más marcados. Pero ya sabes, siempre está esa cosa genial en la que tienes personajes que se enfrentan y discuten entre sí, y resulta muy gracioso oírnos decir ciertas cosas.

En la cinta de X-Men: Días del Futuro Pasado, hay otra encarnación de Mercurio, interpretado por Evan Peters, aunque no pertenece al mismo universo fílmico...

No he visto esa versión del personaje, aunque no siento que sea un problema... Esa era más una cuestión para Joss. Cuando me llegó este trabajo la otra versión ya estaba ahí, ya estaban rodando, así que fue como "Oh, ¿debería estar aceptando el personaje tan pronto?". Pero hay dos universos diferentes, y no sentimos en ningún momento que no fuera correcto hacerlo, es simplemente otra cosa, nosotros estamos haciendo algo diferente. No lo he visto como para poder decir, "Oh, están haciendo escenas de acción de súper velocidad rodadas a cámara lenta". Creo que hay maneras de contar todas las historias posibles.

¿Cómo se creo la imagen del personaje en la película?

En realidad los gemelos se ponen al principio lo primero que encuentran. Son más como un civil. Luego, cuando se incorporan al grupo, viene el atuendo que ya viste en las fotos y que aparece en el resto de la película. Creo que la forma en la que fueron diseñados los trajes es con ese tipo de idea en mente. Son más del tipo deportivo, camiseta de ciclismo, de compresión y cosas como esas, ese es el pensamiento, la sensación y la idea. Lo importante era tener una mayor libertad de movimiento.

Hacer una película para la Marvel Studios, podría ser para muchos actores, un sueño hecho realidad, ¿no?

En cierta forma lo es, pero también, no creas, implica una enorme responsabilidad. Hasta hace relativamente poco, yo hacía películas independientes y quiero seguir haciéndolas. Para mí es algo muy importante, para seguir aprendiendo mi oficio. Y sí, es muy divertido y muy emocionante hacer cosas como esta, con tantos efectos y pantallas verdes y trabajar con actores como Robert (Downey Jr.) que es mi ídolo en la interpretación. Pero también es importante tener en cuenta que no todo es hacer una película de superhéroes y tener la vida resuelta. Creo que es bueno y divertido y que te ve más gente, pero tampoco señala que aquí se acaba todo. En realidad no lo veo como la cúspide de mi carrera. Creo que es una plataforma nueva, para la que vendrán más cosas.

¿Tienes lo mejor de ambos mundos?

Quizá. Hay muchas películas pequeñas que ahora puedo darme el lujo de considerar, porque ya no tengo una presión económica. Y la recompensa de esto no es solo el dinero que negocias o poder aparecer en más cintas de la serie, si las hubiera. Lo bueno de esto, en mi caso, es que la cinta me llevó a actuar un papel fantástico y eso te transforma completamente como actor. Es algo que disfruto mucho de este oficio.