Trascendió Puebla

:Que en la Facultad de Derechos y Ciencias Sociales de la UAP es cada vez más constante la presencia de gente externa con el interés de intentar desestabilizar a la Facultad que tiene una comunidad de siete mil estudiantes quienes cuentan con un Consejo Académico.

A nadie le conviene en la Universidad focos de inestabilidad y académicos como César Casino deberían aclarar sus motivaciones, porque flaco favor les haría a colaboradores cercanos del rector Alfonso Esparza Ortiz presumir su “protección” para intentar imponerse.

:Que catedráticos y estudiantes han cerrado filas en torno al director de la Unidad Académica para impedir se desestabilice a la Facultad, y demandan la expulsión de agentes externos que quieren generar caos dentro de la principal institución de educación superior pública del estado.

 

:Que está confirmada la realización del XXXI Congreso Nacional del Notariado Mexicano que se realizará en el Centro Expositor de la capital del estado del 13 al 15 de noviembre, agrupación que reúne a unos 3 mil 300 notarios de las 32 entidades de la República Mexicana.

Como parte de los trabajos del Congreso Nacional que actualmente preside Javier Pérez Álvarez deberán elegir a su sucesor en la Presidencia del Colegio Nacional del Notariado entre quienes figuran Héctor Guillermo Galeano Inclán y Carlos Rea.

 

:Que con el pretexto de los actos en apoyo a los padres de familia que exigen la aparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa, células del Movimiento de Regeneración Nacional ligados a los aliados sindicales de Manuel Bartlett Díaz en la Universidad Tecnológica de Puebla, pretende involucrarse en asunto internos de la UTP, tanto laborales como académicos.

 

:QueEliseo Lezama Prieto, delegado regional de la Secretaría General del Gobierno en la zona oriente del estado debería atender tres problemas graves en municipios de Ciudad Serdán que se podrían convertir en un problema social.

En Chalchicomula de Sesma crece la crisis de gobernabilidad generada por el presidente municipal; la aparición de nuevos fraudes contra la población donde figuran como autores funcionarios y ex funcionarios de Guadalupe Victoria, en este caso un fraude inmobiliario. Y un tercer problema, más grave, la inseguridad pública por los “malos”.