Trascendió Puebla


Que convaleciente o enfermo no se le veía precisamente al ex secretario de Salud, Alfredo Arango García, quien disfrutaba ayer de unos kilitos de carnitas en el restaurante “Ely” ubicado en la esquina la Avenida Nacional y La Margarita, vestido de una chamarra de piel color mil, pantalón negro y su inseparable camisa a cuadros.

De muy buen humor, a unas semanas de haber abandonado el penal de San Miguel al obtener prácticamente el indulto por el gobierno del estado, el marinista acusado de enriquecimiento ilícito se pasea con la cara en al alto, sin mayor rubor, al igual que su ex jefe y compadre.

Que la presentación de los siete compromisos de campaña cumplidos en tres años del gobierno de Rafael Moreno Valle fue tan contundente como breve el evento realizado en el lobby del edificio ejecutivo del CIS de angelópolis.

Fue rápido el acto al que asistieron instituciones no gubernamentales, universidades y hasta un representante del gobierno federal a través de la Secretaría de Desarrollo Social, debido a que el mandatario debió trasladarse a la ciudad de México donde participó en la clausura de la reunión de cónsules presidida por el presidente Enrique Peña Nieto.

Que como lo Kennedy en su momento en la Unión Americana, los Riestra (Mario, Rodrigo y Susana) se consolidan como una familia de jóvenes políticos con importante presencia en los asuntos públicos y partidistas en la entidad que heredaron de su extinto padre, Mario Riestra Venegas.

Posterior al paso de Mario Riestra hijo en la presidencia de la Junta de Gobierno y Coordinación Política del Congreso del Estado, ahora pasa la estafeta a su hermana Susana, quien presidirá la Mesa Directiva y coordinará al Grupo Parlamentario del Partido Nueva Alianza.

Que el diputado Mario Riestra dejará la función legislativa con buenos resultados para sus metas, y ha trascendido le espera un lugar la Secretaría General del Ayuntamiento con José Antonio Gali Fayad, función que lo proyectará en sus aspiraciones por ser el relevo en 4 años 8 meses.

Que a diferencia de la política visceral del delegado presidente del PRI Pablo Fernández del Campo, la llegada de Víctor Manuel Giorgana Jiménez a la coordinación del Grupo Parlamentario le da una buena oxigenada a este partido político que se había desdibujado.