Trascendió

:Que los diputados federales del PRD se declararon listos para la movilización nacional de su partido contra el gasolinazo el próximo domingo 15, y mientras los legisladores de los estados del centro acordaron pastorear a su militancia hacia Ciudad de México, los representantes de entidades periféricas decidieron convocar a manifestaciones en sus respectivas capitales.

En reunión plenaria encabezada ayer por Francisco Martínez Neri y Jesús Zambrano, la bancada perredista en el Palacio de San Lázaro resolvió dar el debate en el Congreso, pero sobre todo salir a las calles con brigadas, volanteo y campañas de viva voz entre los ciudadanos.

 

:Que en las redes no pasó desapercibido que mientras hablaba de medidas de austeridad, apoyadas presuntamente por los trabajadores, el dirigente de la CTM, Carlos Aceves del Olmo, lucía un lujoso reloj Patek Philippe en la reunión donde se firmó el Acuerdo para el Fortalecimiento Económico.

Dicen los que conocen que el costo de ese artículo podría ser de más de 400 mil pesos.

 

:Que al final de la reunión con el secretario de Hacienda, los gobernadores salieron convencidos de que sí era necesario el gasolinazo, pero consideraron que fue mal manejado y ahora tiene que arreglarse, pero no se planteó —ni si quiera por los perredistas— dar reversa al incremento en el combustible...

 

:Que en el gobierno federal aseguran que están listos para enfrentar, junto con las autoridades locales de la capital, cualquier acto de violencia que pretendan realizar los anarquistas, quienes hasta ayer se habían mantenido al margen de las protestas contra el gasolinazo.

Dicen que existe una colaboración extraordinaria con Ciudad de México para hacer frente a cualquier eventualidad que surja con estos jóvenes que se caracterizan por ser violentos y aprovechan para infiltrarse durante manifestaciones pacíficas.

 

:Que a pesar de que solo ha asistido a la Asamblea Constituyente en dos ocasiones, el actor y diputado por Morena Damián Alcázar mandó una reserva para promover mecanismos de conciliación entre el trabajo y la familia, incluyendo la movilidad geográfica en razón de la proximidad del centro de trabajo y domicilio del trabajador.

Lo que sorprendió es que la propuesta fue apoyada por un buen número de legisladores de diferentes partidos, a pesar de que Alcázar brilló por su ausencia en la sesión de ayer.