Trascendió

:Que al parecer Marcelo Ebrard, ex jefe de Gobierno del DF, analiza la posibilidad de renunciar en próximos días al Partido de la Revolución Democrática.

Y es que ayer, durante los trabajos del Consejo Nacional del partido, que se lleva a cabo en un céntrico hotel de la Ciudad de México, el líder Carlos Navarrete le comunicó la negativa de las distintas corrientes a cederle una posición preferente en la lista de candidatos a diputados plurinominales para las elecciones de junio.

 

:Que conforme avance el mes de febrero se diluye la posibilidad de aprobar las reformas de seguridad propuestas por el presidente Enrique Peña Nieto en su decálogo, incluido el mando unificado estatal, y todo porque para el PAN y el PRD tiene prioridad el sistema nacional anticorrupción, sobre todo ante la cercanía de los comicios.

 

:Que en cuanto a la clausura del proyecto Dragon Mart en Quintana Roo, la Profepa le quitó a la delegación en el estado la voz sobre el tema y únicamente pueden opinar el subprocurador de Inspección Industrial, Arturo Rodríguez Abitia, y el titular de la dependencia, Guillermo Haro.

 

:Que el trabajo del consejero jurídico del DF, José Ramón Amieva, en las bodas realizadas ayer en la Plaza de la Constitución fue palomeado por el jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera, pues consiguió el respaldo de todas las dependencias.

En caso de que Amieva salga del Gobierno capitalino para ir a San Lázaro o a la ALDF, se iría como hombre de todas las confianzas de Mancera.

 

:Que para la Procuraduría General de Justicia del DF el caso del asalto a la tienda Saks de Santa Fe está lejos de cerrarse, pues los cuatro consignados al Reclusorio Oriente son los cómplices que se sumaron a la banda como extras, pero la célula central que asalta joyerías está todavía lejos de ser ubicada.

De acuerdo con dos comandantes de la policía de investigación se tiene contemplado recurrir a la Interpol, ya que todo parece indicar que la banda de asaltantes se mueve entre las fronteras de México y Estados Unidos, así como en la de Canadá, y sobre ellos no se tiene pista alguna en el Distrito Federal.