Trascendió

:Que el gobernador con licencia, Ángel Aguirre, se adelantó al CEN del PRD porque en la reunión que los líderes tuvieron por la tarde salieron chispas y ello los retrasó.

El dirigente de ese partido, Carlos Navarrete, tenía proyectado anunciar que el partido solicitaba al mandatario separarse del cargo, pero René Bejarano se entercó en la necedad de pedir cabezas de autoridades federales.

 

:Que en el Congreso hay quienes dicen que lo peor está por venir, pues corre el chisme de que la Fiscalía de Guerrero “manipuló” las muestras de ADN y alteró las evidencias en las primeras fosas.

Eso habría llevado al ombudsmanRaúl Plascencia a decir que se había roto la cadena de custodia y por ello los peritos argentinos y la propia PGR han retrasado sus informes.

 

:Que por cierto, al concluir el registro de aspirantes a la CNDH sobresalen los nombres de Raúl Plascencia y Luis Raúl González Pérez, quienes integraron hace cinco años la terna de la que el Senado escogió al actual ombudsman.

A diferencia de lo ocurrido entonces, el abogado general de la UNAM está entre los favoritos para suceder a Plascencia.

 

:Que el Parlamento Europeo tomó una decisión salomónica sobre el caso Ayotzinapa, pues no aprobó una condena al gobierno mexicano, como buscaban los verdes, sino a las “inaceptables desapariciones forzosas y crímenes en Iguala”, y reconoció los esfuerzos de las autoridades federales para combatir al crimen organizado.

Eso comentó la eurodiputada española Teresa Jiménez, coautora de la resolución.

 

:Que la salida de Rodrigo Archundia como titular de la Seido no representa un mal cálculo del procurador general de la República, Jesús Murillo Karam, y menos en estos momentos, cuando se desahogan dos de las más importantes averiguaciones: Tlatlaya y la desaparición de los normalistas de Ayotzinapa.

El nuevo reto de Archundia es tener listas las nuevas fiscalías que regirán en el país, una vez que entre en operación la Fiscalía General de la República, la cual, se prevé, entrará en funciones en diciembre próximo. Los tiempos dependerán del Congreso de la Unión.

 

:Que la última vez que se vio en público al priista Gilberto Sánchez Osorio, asesinado antenoche, fue el martes en la sesión del Senado, adonde acompañó a Joel Ayala, líder de los burócratas en el país, sesión en la que se iba a abordar la petición de desaparición de poderes en Guerrero.