Trascendió Monterrey

:Que ayer fue el último día de otorgamiento de licencias en el Senado para contender por cargos de elección popular y para el caso de Nuevo León, solo Marcela Guerra hizo uso de ese derecho. Buscará una diputación federal.

O sea, ni Cristina Díaz, ni su compañera Ivonne Álvarez podrán ir por cargos de elección, a menos que tengan bien amarrado un buen lugar en las plurinominales, su única opción si no quieren vivir en el error a partir de septiembre próximo.

Y por cierto, la suplente de Marcela Guerra es Patricia Salazar, a quien han promovido para una fórmula del Senado, o para una diputación federal, de manera que no podría contender... a menos que renuncie al escaño senatorial.

:Que en todas las fuerzas políticas andan a toda marcha para amarrar al mayor número de aspirantes, como la coalición Juntos Haremos Historia compuesta por Morena y los partidos del Trabajo y Encuentro Social.

Ayer en Apodaca hubo una reunión en donde cientos de panistas se sumaron a esta coalición que encabezó la dirigente nacional de Morena, Yeidckol Polevnsky. Estuvieron el Pato Zambrano, Claudia Tapia, Álvaro Suárez El 5X, Gabriel Tláloc Cantú, Hugo Govea y Rafael Martínez, entre otros precandidatos.

Ya amarraron también a Miguel Ángel García para Monterrey y a Chema Elizondo lo confirman hoy por Guadalupe.

:Que por el lado de Movimiento Ciudadano, Karina Barrón logró jalar a Marco Antonio Martínez La Papa, quien botó el proyecto independiente y se integró con MC para buscar el distrito 4 local.

O sea que todos traen prisa por concretar nombres conocidos para jugar en las elecciones del próximo 1 de julio.

:Que el magistrado de la Primera Sala del Tribunal Superior de Justicia, Gustavo Adolfo Guerrero Gutiérrez, se inscribió como candidato a fiscal general del Estado.

En su amplia trayectoria, Guerrero Gutiérrez ha sido tres veces presidente del Tribunal Superior de Justicia del Estado, de manera que sus aspiraciones no son una mera improvisación.

Para el Comité de Selección que elegirá al fiscal general será difícil tomar una decisión, ante el calibre de los aspirantes que sí van muy en serio.