Trascendió Monterrey

:Que como lo anticipamos aquí, el diputado panista Ángel Barroso se brincó las trancas y se le puso muy bronco a la dirigencia estatal del PAN, al revelar que votará a favor de mantener la tenencia en el Paquete Fiscal para 2017.

Entre las filas albiazules sospechan que algo muy turbio pasó para que este diputado se haya convertido en un ángel caído, o sea un demonio, por lo que seguro vendrán medidas disciplinarias para meterlo al orden o de plano botarlo del partido… por votar en contra de la línea fijada.



:Que  en Guadalupe sucedió lo que se anticipaba desde hace semanas: el cambio de mandos en la Secretaría de Seguridad, con la llegada del policía federal Víctor Manuel Navarro Ortiz en sustitución de Felipe de Jesús Gallo.

El nuevo titular de la corporación municipal no tiene un reto menor, porque se trata de remontar la corriente con cifras muy complicadas en robos, pero también en la prevención de homicidios violentos, casi todos derivados del crimen organizado.

El alcalde Francisco Cienfuegos no puede darse el lujo de equivocarse tras la salida de quienes consideraba sus dos funcionarios estelares: Gerardo Palacios Pámanes, ex secretario de Prevención Social, así como el propio Gallo.



:Que con una evidente mala fe, en redes sociales circula un video grabado con un celular en una gasolinera Oxxo Gas, donde un cliente manipuló al despachador y al gerente, haciéndoles creer que su camioneta del año medía los litros de combustible que ingresaban al tanque.

Al iniciar la grabación se muestra una cifra digital en el tablero del vehículo en donde se lee 6.1 y el conductor afirma que se trata de los litros con que llegó al expendio del energético.



:Que luego le pide al despachador que le surta 40 litros y vuelve a mostrar el tablero que subió hasta una cifra de 35, cuando según él debería marcar 46, por lo que exige le repongan 11 litros de combustible.

La verdad es que el accesorio de su vehículo mide otra cosa, no los litros ingresados al tanque, pero a pesar de ello esta persona utilizó las redes sociales para difamar a una de las cadenas gasolineras en las que la gente más confía.