Trascendió Monterrey

: Que buen torito soltó en los primeros minutos de este viernes la candidata de la Alianza por tu Seguridad, Ivonne Álvarez, durante su primer acto de campaña celebrado en su casa de Contry, en donde ha vivido durante los últimos 14 años y que adquirió antes de ser diputada local, alcaldesa de Guadalupe y senadora.

Además de presentar su declaración patrimonial de ella y de su esposo, Mario Martínez, afirmó que de ganar las elecciones, seguirá viviendo en esa misma casa y ahí continuará cuando entregue el poder en el 2021.

Es su primer compromiso de campaña con la transparencia y el combate a la corrupción. ¿Le entrarán al reto los demás?

: Que los enterados afirman que el candidato del PAN a la gubernatura, Felipe de Jesús Cantú, habría ofrecido a los empresarios del G10, a cambio de su apoyo, el nombramiento de prácticamente medio Gabinete, en caso de ganar las elecciones.

En concreto, designarían a los titulares de la Secretaría de Finanzas y Tesorería, de la Contraloría, así como al de Desarrollo Económico.

En términos prácticos, sería un cogobierno: el sector privado manejaría el dinero, mientras el sector público tendría el control político y el ejercicio del gasto social. Claro, si es que sobra algo para este último renglón.

: Que por el lado del PRD y el PT, llegarán a la campaña con el jarrito desfondado y aventándose las peinetas y las fotos de un noviazgo que fracasó desde antes de firmar el contrato matrimonial.

Resulta que ambos partidos no se avinieron en la designación de un candidato común a la gubernatura y apenas el martes quisieron cancelar la boda, perdón, la alianza, pero en la Comisión Estatal Electoral les dijeron que el tiempo legal venció el día del inicio de registros, o sea el lunes 2 de marzo.

Ni tomando la píldora del día siguiente saldrán del entuerto y en lugar de parto de candidato, aquello será un aborto.

: Que a propósito de alianzas, la que sí dio resultado fue la de los vecinos de Santa Catarina con el municipio que gobierna Víctor Pérez.

Las protestas y la presión en contra del mal servicio de la ruta 400 obligó a los empresarios camioneros a renovar su flotilla y ayer pusieron en marcha las primeras 20 de 60 unidades nuevecitas.