Trascendió Monterrey

:Que tras la muerte de tres trabajadores en una construcción de San Pedro, brotan las irregularidades sobre el permiso de construcción otorgado al propietario del inmueble, pero sobre todo surgen las sospechas de corrupción.

Porque además de que nadie sabe quién es el perito responsable que firmó la petición de licencia de construcción, en el municipio se hicieron ayer como que la Virgen les hablaba en cuanto al deslinde de responsabilidad y en dar a conocer quiénes son los dueños del centro comercial que se proyecta construir. ¿Protegerán a alguien?

 

:Que si a eso le sumamos que el apartado del portal de transparencia de San Pedro en donde aparecen las licencias de construcción está caído desde el jueves por la tarde, poco después del derrumbe, el asunto transpira sospechosismo.

Además, tanto las autoridades municipales como de la Secretaría del Trabajo no supieron definir si la obra será clausurada de manera definitiva o sólo preventiva.

Añádanle que el apoderado legal del predio donde ocurrió el derrumbe, un tal Miguel Medellín, tiene otras dos obras (Plaza Hudson y Plaza Gómez Morín en Centrito) inscritas en la Mesa de Justicia Ciudadana.

Como que el señor ya es cliente… pero de la ilegalidad.

 

:Que el gobernador Rodrigo Medina se dejó caer ayer muy duro contra lo que considera un descuido de la imagen urbana de la ciudad capital.

Sin muchos rodeos, el titular del Ejecutivo dijo que cuando uno circula por Monterrey se ve sucio, con graffitis por todos lados y se nota el abandono y la mala imagen.

¿Le estará tratando de decir algo a la alcaldesa Margarita Arellanes? Porque la dama anduvo el domingo posando para la foto con los ciudadanos… pero de Benito Juárez.

 

:Que como si faltaran argumentos, en la avenida Constitución, el propio personal del municipio de Monterrey dañó los sicomoros plantados el año pasado por la agrupación civil Reforestación Extrema.

Es una pena que por falta de capacitación de los empleados responsables de dar mantenimiento a la forestación de la ciudad, los ejemplares hayan sufrido daños graves.

Personal de la propia asociación ambientalista los retiró para tratar de salvarlos y los repuso con ejemplares de otra clase.
Lástima, sicomoros…