Templete


:Que la fiebre por las candidaturas independientes tiene al borde de la división a los priistas en Durango y Coahuila. Si no van por la vía “oficial” quieren ser “independientes”, aunque la ley electoral se los impida, pero cuando menos ya sembraron la duda y pusieron a temblar a uno que otro dirigente despistado. A pesar de los llamados a la cordura, el respeto, la tolerancia y quien sabe qué más factores de unidad en torno a un proyecto, el del primer priista del estado en cada caso, la raza anda desbordada. Durango y Coahuila son ahora más agencias de colocaciones que nunca.

:Que en el PAN, por otro lado, siguen viendo con cierta diversión y sorna lo que sucede en el PRI, mientras, ellos están haciendo campaña a favor de Javier Corral o de Ricardo Anaya para la dirigencia nacional panista, en tanto que en el PRI nadie sabe quién será el dirigente que le entre al quite. Unos apuestan por Enrique Martínez y Martínez, otros por Manlio Fabio Beltrones. La mayoría está esperando el desenlace de la novela “Escape del Chapo” y anticipan que partiendo del final de esa historia, se tendrá un dirigente cercano a Coahuila o no.


:Que en Coahuila quedó claro quién está con quién. Javier Corral, el aspirante a dirigente nacional del PAN, estuvo acompañado por el ex alcalde de Torreón José Ángel Pérez Hernández y a Ricardo Anaya lo respaldan desde el legislador federal Guillermo Anaya Llamas hasta el líder de la fracción panista en el Congreso de la Unión Marcelo Torres Cofiño. Obvio el diputado local Jesús de León Tello también está con Corral. Quien permanece en calidad de desaparecido es el ex legislador panista Fernando Gutiérrez. De Marcelo se dice que saliendo del Congreso podrá acompañar a Ricardo Anaya en el CEN del PAN, claro sí éste, gana la contienda.

:Que en Facebook se ventiló la comida que le ofrecieron a Octaviano Rendón Arce un grupo de ciudadanos que a todas luces lo quiere de candidato independiente (sí, otro más), a la presidencia municipal de Gómez Palacio. Dicen que el abogado tiene muy buena relación con el senador José Rosas Aispuro Torres. Y a todo mundo le gusta elucubrar: ¿hay cariño como para que José Rosas atraiga al PAN a Don Octaviano? No. En realidad se trata de una demostración de popularidad del ex alcalde. Nadie cree que le quiera hacer la competencia a Juan Ávalos en el PRI o al sempiterno candidato Augusto Ávalos en el PAN. ¿O sí?


templete@milenio.com