Templete

:Que tanto la senadora Silvia Garza como el diputado Marcelo Torres Cofiño han manifestado su adhesión a la causa del panista Ricardo Anaya para dirigir al Partido Acción Nacional. La primera, no duda en responder que Anaya es la opción más viable y el segundo, ya está declarando a su favor. Ninguno de los dos, por cierto, duda de que la contendiente de Anaya será la ex primera dama Margarita Zavala. Así que el cariñito coahuilense se inclina por Anaya. Al menos, de los notables que tienen curul.

:Que por cierto, quien tuvo un sustito fue el vicepresidente de la fracción panista en la Cámara Baja. Marcelo Torres. Como delegado del CEN panista en Baja California Sur era trasladado en un vehículo por aquella entidad cuando en un punto de la carretera la unidad se detuvo y no avanzó más. El calor hizo lo suyo y el legislador y acompañantes ya se estaban deshidratando. No llevaban agua y no había un solo arbolito dónde guarecerse. Por fortuna, los celulares sí funcionaban, así que el rescate no tardó.

:Que el delegado de Economía en Nuevo León Enrique Martínez y Morales no dudó en subir una fotografía de su bebé bien “avituallado” con boletos, playeras y toda clase de artículos santista en las redes sociales. El sábado fue al partido Tigres contra Santos que se jugó en Monterrey. Obvio, el resultado no fue el esperado, para los “regios”, pero seguro el delegado coahuilense tuvo que ocultar su santismo y felicidad para no ofender a los neoleoneses. Cosas de la diplomacia. ¡Auch!

:Que si un líder despide con sus actitudes a sus mejores colaboradores, tiene qué gritar para imponer su voluntad y no convencer con argumentos, usar a su aparato de comunicación para “golpetear” a sus colaboradores. No resiste los reflectores “ajenos” y encima desoye a sus superiores, lo más lógico es que no tenga nada qué hacer en política. Lo que la naturaleza no da...


templete@milenio.com