Templete

:Que la desastrosa comparecencia de José Elías Ganem, el director de Prevención del Delito, ante los regidores comisionados, cuyo informe no convenció ni a los priistas, por más que digan que sí, contrasta con lo bien que les ha ido a otros responsables de áreas como Cultura, Desarrollo Social, Desarrollo Integral de la Familia, Simas y Comunicación Social. En esas áreas se aprobó el trabajo. En algunos casos la labor ha sido aprobada por unanimidad por los ediles de las diversas fracciones, aunque habría que señalar que los regidores de esta administración no exigen tanto para otorgar su voto aprobatorio. Otro punto: se supone que el alcalde tomará en cuenta estas comparecencias para decidir el futuro de algunos miembros de su gabinete. 

:Que por cierto se dice que este funcionario está de alguna manera “congelado” en la administración municipal y que no cuenta con la aprobación del alcalde Miguel Ángel Riquelme. Es al menos el rumor que circula entre los ediles. De ser así nadie se explica su permanencia en el cargo, aunque las malas lenguas recalcan que se le tolera por su cercanía con la Directora de Atención Ciudadana, quien sí tiene derecho de picaporte con la primera autoridad.

:Que los regidores de la oposición en Gómez Palacio ya se percataron de los presuntos estragos que está causando el haber entregado el dinero del predial al Gobierno del Estado. A ello atribuyen que la segunda mitad de aguinaldos y primas vacacionales para el personal de confianza de la presidencia aun no se pagan y no hay fecha para cuando se concrete esta obligación. Hay que resaltar que la fecha prometida del día 15 no se cumplió. Según algunos ediles “esto ya se veía venir aun y cuando el alcalde Pepe Campillo lo negaba”.

:Que el ex legislador José Refugio Sandoval no niega la “cruz de su parroquia”. Sí tiene aspiraciones políticas, sí registró su precandidatura a una diputación en un alianza del PRI con el Verde y sí luchará para tener una campaña de altura en caso de resultar favorecido. El detalle es que intentó quedarse con un distrito más a modo, el 05 y no se pudo. El 06 implica un reto, es cierto, pero los tiempos han cambiado. En ese sentido, se cree que la lucha no será tan a “muerte” como algunos suponen dado el distanciamiento entre los grupos de poder al interior del PAN.

:Que en la IBERO está por decidirse el cambio en la rectoría. Se trata del cumplimiento de un ciclo administrativo.


templete@milenio.com