Tecnológico de Monterrey

Emprender con sentido humano

Uno de los grandes retos que tienen los jóvenes en la actualidad es el de generar modelos de negocios que puedan ser exitosos ante la feroz competencia que se vive. Aunado a esto, el compromiso social es uno de los aspectos que más urge en el país; que mejor que combinar ambos aspectos para crear ideas innovadoras que apoyen además el desarrollo de las comunidades.

Es por lo anterior que el Tecnológico de Monterrey puso en marcha el primer “Reto Emprendedor con Sentido Humano”, el cual tiene como objetivo desarrollar competencias, habilidades y actitudes emprendedoras en los alumnos desde el primer semestre de su carrera profesional. Durante la primera semana de clases 10,500 alumnos en el país, dentro de la materia de “Introducción a la Carrera”, aceptaron el desafío de desarrollar una idea emprendedora y generar recursos en beneficio de proyectos sociales.

En esta primera edición participaron 44 equipos de Campus Hidalgo, los cuales desarrollaron ideas de negocio y proyectos para apoyar a la fundación Nueva Vida, quienes brindan ayuda a niños en situación de riesgo. Cada equipo estuvo conformado por cinco alumnos de diferentes carreras y un mentor que los guió a lo largo del reto. Los alumnos presentaron sus proyectos de negocio y cada equipo recibió capital semilla por la cantidad de dos mil pesos, con el cual pusieron en marcha las ideas que presentaron.

Los ganadores del Reto Emprendedor con Sentido Humano de este año en Campus Hidalgo fueron los alumnos: Montserrat Carrizales, Edgar Cortez, Diego de la Mora, Jocelyne Dimas y Christian Soto; quienes desarrollaron la idea de negocio de los “Bancos Ecológicos”.

En palabras de Giselle Rentería, Directora de Innovación y Emprendimiento: “La experiencia del reto emprendedor permitió que los alumnos  pudieran darse cuenta de todas las cosas que son capaces de realizar, si bien es cierto que tuvieron poco tiempo, recursos escasos y ciertos obstáculos, también pudieron identificar que muchas veces el analizar el entorno, trabajar arduamente, tener un equipo que te complemente y no tener miedo al fracaso los lleva a realizar cosas  extraordinarias, muchos de ellos ni siquiera se imaginaban de todo lo que eran capaces de hacer”.

Cada año, los estudiantes de primer semestre deberán participar en el reto para continuar con el apoyo a nuevos proyectos.

Mariette Sucel Mayorga Pérez

Coordinadora de Comunicación Externa

smayorga@itesm.mx