Estado fallido

'Hamilton Mixtape'

Seguramente algo han escuchado acerca del musical Hamilton. Si no fue esta semana, que rompió el récord de taquilla en la historia de Broadway, fue hace un par de semanas, cuando el vicepresidente electo de Estados Unidos, Mike Pence, fue a ver la obra y le tocó escuchar no solo las enfáticas reacciones del público a su presencia, sino una petición por parte del elenco para que la nueva administración de Trump sea incluyente. (Trump se enojó mucho).

Claro, también están todos los premios Tony que ganó, lo prácticamente imposible que es conseguir un boleto, la participación de su creador LIn-Manuel Miranda en Moana y mil cosas más.

Pero este 2 de diciembre va a ocurrir algo fascinante en términos discográficos y los que somos fans (y somos cientos de miles, si no millones) queremos que el mundo entero lo comparta.

Ahí les va, a grandes rasgos, de qué trata el Hamilton Mixtape. Desde que Lin-Manuel, nacido en Nueva York, de padres puertorriqueños, leyó (en una playa en México) la biografía escrita por Ron Chernov sobre Alexander Hamilton, algo pasó. Hamilton, el hombre que (aún) aparece en los billetes de 10 dólares, es considerado uno de los padres de Estados Unidos (a pesar de haber sido un inmigrante del Caribe), mano derecha de George Washington y primer secretario del Tesoro de su nación.

Comenzó a crear música y pasó por todo tipo de ideas locas sobre qué hacer con eso. Su primer tema lo cantó en la Casa Blanca durante el primer año de la presidencia de Barack Obama, diciendo que Hamilton también podría haber sido el padre del hip-hop, haciendo reír a todos en el proceso.

En ese entonces solo existía una canción y el proyecto de un musical inspirado por grupos como The Roots, ídolos de diversos géneros y la ya exitosa puesta en escena de Lin-Manuel, que mezclaba todo esto, llamada In the Heights (también ganadora del Tony).

Así que Hamilton pudo haber sido cualquier cosa, pero después de muchas reuniones con su equipo creativo se buscó hacer un musical que se llamaría, Hamilton Mixtape. Un drama histórico musical que iría desde el rap hasta el rythm & blues y contaría esta historia donde el protagonista acabaría en un duelo a muerte con su némesis y antes amigo, Aaron Burr, tercer vicepresidente de su país.

En el camino, convencieron a Lin que la obra solo se llamará Hamilton, lo cual resultó profundamente afortunado, aunque en su momento su creador sintió la pérdida de la referencia respecto a cuándo grabábamos casetes con las mezclas de nuestras canciones favoritas, que se convertían en el soundtrack de nuestras vidas.

La historia es muy larga para detallarla como quisiera en este espacio, pero les cuento que después de un éxito brutal primero off-Broadway y luego en Broadway y después de que la música de Hamilton se escuchara como no se había oído otra desde los tiempos de El fantasma de la ópera, el círculo se ha cerrado con la  próxima aparición de Hamilton Mixtape, ahora sí.  

¿Qué es esto? Reinterpretaciones de las ya de por sí modernas y majestuosas canciones de la obra hechas con toda libertad por muchos de los artistas que inspiraron a Lin-Manuel para empezar a componer.

Hasta ahora se han liberado seis canciones, una de ellas basada en el momento en el que Hamilton y Lafayette se encuentran en el campo de batalla y dicen en la obra: “Inmigrantes, cumplimos con el trabajo”, en la que también participa Residente y, como nos dijo el mismo Lin-Manuel, el pasado 9 de noviembre, se iba a lanzar a tiempo para celebrar la deseada victoria de Hillary, “ahora”, nos dijo, “se lanza como un recordatorio que nunca vamos a dejar de luchar”.

¿Otras maravillas del Hamilton Mixtape? “My Shot”, con Busta Ryhmes y (precisamente) The Roots, “Satisfied” con Sia y Queen Latifah, “Wait for It” con Usher, “Its Quiet Uptown” (que les romperá el corazón) con Kelly Clarkson y tanto más.

Fragmentos que quedaron fuera de la obra como “Congratulations” regresa con la voz de Dessange y ya pronto escucharemos a Jimmy Fallon con, precisamente, The Roots (con quien hace equipo noche tras noche) cantar la delirantemente divertida canción de “You’ll be Back”, interpretada por un muy berrinchudo rey de Inglaterra.

En fin, es el proyecto que inspiró al proyecto después del proyecto. Y ni siquiera tienen que conocer la obra para gozarlo, créanme. Aunque estoy segura que querrán hacerlo y saber más y más de la historia y la música original de la puesta en escena después de oírlo este 2 de diciembre. Como diría el coro: “La historia tiene los ojos sobre ti”. Este no se lo pierdan. 

¿En serio?

¿La Suprema Corte de India dictaminó que tocarán su himno nacional antes de cada película que proyecten?

 Twitter: @SusanaMoscatel