Estado fallido

Eternamente Laura Bozzo

Ahora que sale del aire el programa de Laura Bozzo, creo que ella puede ocupar muy bien su tiempo en darle cursos a los políticos o a uno que otro marido que pone el cuerno. Nunca había oído a alguien, cuyo programa ha sido cancelado, darle la vuelta a la información de tal manera que la noticia hasta suene buena. En serio, es un talento que muy pocas personas del mundo tienen. Laura, sin duda, es una de ellas.

¿Ella le pidió a Televisa que la sacaran del aire para enfocarse en "hacer el bien", en las redes sociales y en preparar el programa más espectacular de todos los tiempos? Ok. Vale, pues. Claro que no la van a correr con semejante contrato que se procuró la abogada. Claro que es mejor negocio tenerla ahí cobrando y tranquila y, quién quita, en una de esas le dan En familia con la Bozzo, si algún día en el futuro lejano Chabelo decide retirarse. Pero escucharla dar entrevistas respecto al asunto sí es de antología.

Laura sería el marido que diría: "¿A quién le vas a creer, a mí o a tus ojos?", si la esposa lo agarrara en la cama con la comadre. Laura es el político que descaradamente dice que cada una de sus acciones son por la ciudadanía y para ayudar a los pobres, quienes la han puesto donde está.

Laura también tenía un rating asombroso. ¿Entonces por qué sacarla si no es un problema para la televisora que trasciende de la comercialización? Y, en otros asuntos, ¿quién pensaría que el público de la procuradora de los pobres está en las redes sociales y no en la televisión abierta? ¿Será que con el apagón analógico se van muchos de los aparatos de antena de conejo en los que es sintonizada? No lo sé, pero de escucharla cualquiera con un poco de buena voluntad hacia la peruana diría que lo mejor que le ha pasado en la vida es que le quiten el programa que hasta hace nada defendía con uñas y dientes.

La gente que trabajaba con Steve Jobs decía que a su alrededor se creaba lo que llamaban el "campo de distorsión de la realidad". En otras palabras, lo que pensaba Steve lo hacía con tal convencimiento y con tan absoluta contundencia que empezaba a ser "verdadero" simple y sencillamente porque salía de él. No es que este comparando los logros de los personajes, pero, sin la menor duda, la señorita Laura tiene algo así. Escucharla me recordó también a algunos de los más aterradores propagandistas de la Segunda Guerra Mundial, quienes aseguraban que repetir una mentira mil veces la haría realidad.

La verdad de las cosas es que creo que con su absoluto convencimiento de que está en lo correcto y su proceder de demoledora éste no es el fin de Laura Bozzo. Simplemente porque ella así lo cree. Hay que entender y hasta admirar, aunque con un resquemor total, semejante fenómeno.

¿En serio?

¿Luis Miguel seguirá adelante con su gira?

@SusanaMoscatel