Desde La Cátedra

Vuelta a la bicicleta

A mi padre con todo mi amor



Aprendí a andar en bicicleta en una tipo inglesa de mi padre, en ésta, recuerdo que de niño me llevaba a los partidos de beisbol. De chico, andar en bicicleta es el primer acercamiento a la sensación de libertad y autonomía.
Hasta hace unos meses, y motivado por uno de mis hijos, volvimos a salir a la calle a circular en bicicleta.
En Torreón, la bicicleta reclama su espacio, los movimientos ciudadanos, a partir de Ruedas del Desierto, le han devuelto a la bicicleta su carácter de imprescindible en una ciudad que desea ser sustentable.
Los beneficios que aporta la bicicleta a la salud, al medio ambiente, a la parte económica, a la convivencia social, son innegables para cualquiera de nosotros.
Aunque la política de nuestros gobiernos ha dado prioridad  a la circulación de automóviles, al trazar grandes vialidades y cero  o casi cero ciclopistas,la bicicleta se resiste a morir, es más,  surge con más ímpetu y se convierte en un símbolo de lo urbano.
Por el rumbo de la Ibero, es común ver a una gran cantidad de ciclistas que acuden a sus centros de trabajo. Contradictorio que siendo el norte de la ciudad la zona de más crecimiento, lo que implica mayor cantidad de construcciones y por lo tanto mayor circulación de empleados de la construcción, no se haya planeado una ciclopista.
Para incentivar el uso de la bicicleta, en el mundo existen casos de éxito de sistemas colectivos de bicicletas, el de Paris llamado Vélib en el que están suscritos más de 250,000 personas y se dice que en sus mejores días el sistema alcanza 140,000 viajes.http://blog.velib.paris.fr/blog/2013/07/15/velib-fete-son-6e-anniversaire/y el Bicing de Barcelona,  que desde de 2007 opera para dar servicio a los ciudadanos y turistas de esta ciudad.www.bicing.cat.
En México DF, también se ha implementado el sistema de préstamo de bicicletas con gran éxito y aquí en Torreón,  en los espacios como el Paseo Colón y Moreleando, la gente puede rentar una bicicleta.
El antropólogo francés Marc Augé, en su libro Elogio de la bicicleta, menciona: “… hemos perdido la ciudad y al mismo tiempo nos perdimos de vista a nosotros mismos. Ante este panorama, es posible que a la bicicleta le corresponda un papel determinante: ayudar a los seres humanos a recobrar la conciencia de sí mismos y de los lugares que habitan“.
El próximo jueves 28 de noviembre a las 11 horas en la Sala Kino de la Ibero Torreón, se llevará a cabo la presentación de los resultados del estudio:  Rodar en la Laguna.  Valoración y experiencia de la ciudad desde la bici (El ciclismo urbano en la Laguna), elaborado por los alumnos de la materia de Investigación de la licenciatura de Comunicación, que es coordinada por el Dr. Sergio Garza Saldivar.
Para este estudio, se tuvo un acercamiento con 500 ciclistas que habitualmente utilizan la bicicleta como medio de transporte, como con aquellos que la utilizan periódicamente de forma recreativa.
Están cordialmente invitados.



saul.ramos@iberotorreon.edu.mx