Sara S. Pozos Bravo

Naasón Joaquín García

Para muchos es el hijo de quien en vida llevara el nombre de Samuel Joaquín Flores, líder espiritual de La Luz del Mundo durante cincuenta años. Para otros, es el actual director de la Iglesia. Pero para su gente, para aquellos miles y miles de creyentes, es el apóstol de Jesucristo, llamado por Dios hace cinco meses, el 8 de diciembre del año pasado para dirigir los destinos de La Luz del Mundo.

El hermano Naasón Joaquín es un hombre cuya capacidad de análisis es única. Su visión, empapada de las palabras que Dios le hiciera saber aquel 8 de diciembre, llevará a La Luz del Mundo a alturas insospechadas, a países africanos, árabes o asiáticos. Justo ahí en donde no ha llegado, la Iglesia cristiana de mayor crecimiento en México, comenzará a expandirse en los siguientes años y con mayor énfasis en la siguiente década en esos países. Además de ello, el apóstol de Jesucristo se ha convertido en un auténtico estratega. Los ajustes, cambios e innovaciones al interior de la Iglesia han comenzado, llevando consigo nuevos proyectos, nuevas áreas administrativas, nuevas líneas de acción. Su liderazgo es incuestionable. El ánimo que transmite a sus seguidores, también lo es. Su convicción y certeza de su fe es la seguridad que le ha otorgado Dios y eso le ha legitimado ante los creyentes.

Apenas hace un par de días y hasta mañana, convocó a una reunión nacional a miles de jóvenes en Silao, Guanajuato. Otros más se estarán reuniendo los mismos días y bajo la misma temática en Houston, Texas, para los jóvenes de Estados Unidos; en el Ecosantuario, en El Salvador, Centroamérica; en Medellín, Colombia, en Toronto, Madrid, Melbourne, Managua, San José, entre otras ciudades capitales en más diez países. Justo en esa reunión, en Silao, pasó su cumpleaños número cuarenta y seis siendo guía espiritual de La Luz del Mundo, el primero de su administración apostólica.

En estos cinco meses de dirección apostólica, el hermano Naasón Joaquín García ha dejado claro que la era de la globalización ha llegado a La Luz del Mundo. Y que el crecimiento y proyección por Dios anunciado, dado a conocer a su persona, es sólo la consecuencia inevitable del cumplimiento de las promesas de Dios. Pero tal crecimiento supondrá mayor inversión en infraestructura como lo son los templos, las sedes regionales y, por supuesto, en la sede mundial de la Iglesia en Hermosa Provincia. Los proyectos de mejora de imagen urbana, rediseño de inmuebles y proyectos integrales ya comenzaron.

Mientras estos cambios comienzan a verse, el corazón de los creyentes y el de él han sido fundidos en uno sólo. Los creyentes sabían con toda profundidad y razón, que la presencia de un elegido de Dios era vital para su fe. Y ahora, han vivido en carne propia el llamado de Dios al apóstol de Jesucristo, hermano Naasón Joaquín García, para dirigir La Luz del Mundo. Por eso y muchas razones, no dejan de agradecer a Dios el haberles permitido vivir en este inigualable tiempo de gracia.

 

www.sarapozos.mx