Voces callejeras

Regios, los "esquizofrénicos" del futbol

De todos los análisis que leí sobre los episodios violentos adentro y afuera del estadio BBVA, ninguno parece abordar un aspecto clave: queremos ser lo que no somos. O al menos, la directiva rayada es quien sigue autoengañándose frente a un espejo demasiado distorsionado.

Medicamente sería un diagnóstico con señales de esquizofrenia, porque alteramos la realidad sin comprender que es una completa farsa y que nos hará mucho daño a largo plazo.

Tan disociadas tenemos las perspectivas que hace cinco días, el operativo de seguridad en El Volcán fue otra vez apabullante. Los hinchas rayados caminaron kilómetros escoltados y (hasta) debieron esperan una hora extra luego del juego para que los dejaran salir.

Pero este sábado fue todo lo contrario. Como si estuviésemos en Suiza, con gente diferente donde todos caminaban entremezclados sin importar los colores y en el estadio podían sentarse donde querían.

¿Cómo puede ocurrir algo así? Dos vertientes, la de seguridad en la calle es responsabilidad de la Policía y la del estadio es cuestión organizativa del club. Ambas, recluidas en un mundo ilusorio y que les hubiese pesado legalmente si hace 48 horas contábamos algún muerto.

Y quizás eso sea lo peor de todo; el tener que esperar tragedias que arruinarán alguna familia para ver cambios. ¿Cuál es el más urgente? No comprendo cómo siguen omitiendo un sector para visitantes en el BBVA. Esta fantasía de la directiva por sentirse europea donde menos lo somos es inaguantable. Cada juego con aficiones “calientes”, los problemas son los mismos. ¿Tan difícil es reorganizar quinientos o mil lugares en el rincón más alejado del estadio?

Forzarnos a lo que no somos tiene sus límites y ya los estamos tocando. ¿Que no nos gusta admitirlo? Obviamente, pero prefiero mirarme al espejo como sociedad y aceptar mi violencia, mi misoginia y mis graves problemas con el alcohol como un inicio para solucionar esta enfermedad que nos está ganando por goleada y nosotros (o la directiva) ni en cuenta.

Twitter: @santiago4kd