Voces Ibero

Que la mariguana sea legal

Pero vamos por pasos. En esta ocasión no quiero argumentar acerca de la legalización o no de la mariguana. Quiero más bien, como lo he hecho reiteradamente en este espacio y en todos aquellos donde participo, argumentar a favor de la apropiación del espacio público por la sociedad. Dicho en cristiano, que las personas discutan los asuntos que le competen nada más por vivir en determinada colectividad, que tenga participación activa y decidida en ellos.El paternalismo del sistema político mexicano es muy cómodo para todos. Para nosotros, porque el día de la elección votamos, si acaso, y a la vez que anhelamos que no nos salgan tan malos estos gobernantes, esperamos hasta la siguiente elección. Los políticos profesionales también ganan, porque nuestra apatía les deja en la más completa libertad para decidir arbitrariamente lo que ellos quieran, sin referencia a sus plataformas y promesas de campaña.Y al sistema mismo. Y no es que la democracia representativa, que es el único tipo de democracia que conocemos ya se haya agotado. En realidad tampoco podría suplirse con ningún otro modelo, ya que el tamaño de las sociedades, hace imposible la democracia directa. Pero el espíritu del siglo XXI quiere resolver los pendientes que ha dejado la ola democratizadora del siglo pasado. La cuestión central y siempre urgente de la desigualdad económica, el de la participación complementaria de las colectividades y todos los demás que se presenten.Pero nosotros, por qué no discutimos, o dicho de otra manera, qué discutimos. Es como si contempláramos una película y no se tratara de nuestra propia vida.Es acaso nuestro tema la reforma petrolera y sus derivados, tipo el fracking, que nos ha sido presentado como la última oportunidad de incorporarnos al progreso.Hace unas semanas Vicente Fox lanzó el tema de la legalización de la mariguana. Ofreció ser el primer empresario comprometido en tal industria. No fue tomado en serio. La opinión pública consideró que era una más de las ocurrencias, de las muchas que ha tenido, que rayan en mero folclore.Muchas cuestiones han de abordarse en el camino. Por ejemplo, nos convendría incorporar a la economía formal toda una industria que de cualquier manera, fuera de la ley, funciona. Tenemoso no infraestructura para operar este cambio. Qué condiciones tendrían que verificarse antes operarlo. Es verdad que la mariguana es menos nociva que el tabaco y el alcohol en su conjunto. Discutamos, pues. Sugerencias de temas y formatos bienvenidas. 


Twitter: @salvador_sj