Fuente Ovejuna

#MENCHOyMANCHAS

En tanto el gobierno federal asestaba golpes a cárteles como el de Sinaloa, Los Zetas y Los Caballeros Templarios, el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) creció silenciosamente apropiándose los territorios de las otrora poderosas mafias ahora ya disminuidas y es considerada ya por el gobierno de Los Estados Unidos de Norteamérica como una de las organizaciones criminales mexicanas más peligrosas, que generando violencia y terror ha provocado varias alertas para que los estadunidenses extremen sus precauciones si es que tuvieren la necesidad de visitar Jalisco.

El CJNG ha sido eficaz de armar una sólida estructura con numerosos elementos humanos fuertemente armados y capacitados para las actividades criminales de alto impacto, mostrando gran habilidad para comprar voluntad de personajes encumbrados en la esfera del poder político en México.

Ante el abierto reclamo del Gobernador de Jalisco, Jorge Aristóteles Sandoval Díaz, por la falta de atención oportuna del Gobierno Federal al permitir el empoderamiento del CJNG, el Presidente Enrique Peña Nieto debe pedirle cuentas a Jesús Murillo Karam, a quien se acusa directamente de evadir su responsabilidad cuando fue titular de la Procuraduría General de la República (PGR) y haber permitido la acción impune del citado cártel no obstante habérsele informado desde hace más de 18 meses acerca del crecimiento y alta peligrosidad de tal grupo criminal.

Peña Nieto debe además someter a escrutinio el cumplimiento de responsabilidades, facultades y atribuciones de varios importantes funcionarios que como “el cansado Murillo” también conocieron los problemas de alta incidencia criminal del CJNG y fallaron al no actuar, como el Secretario de Gobernación Miguel Ángel Osorio Chong y sus subalternos el Titular de la Comisión Nacional de Seguridad (CNS) Monte Alejandro Rubido García y el Director General del Centro de Investigaciones para la Seguridad Nacional (CISEN) Eugenio Imaz Gispert, así como los titulares de la Secretaría de la Defensa Nacional, General Salvador Cienfuegos, y de la Secretaría de Marina Almirante Vidal Soberon.

Además de movilizar una gran cantidad de vehículos militares equipados con artillería pesada y un numeroso contingente de elementos castrenses y de las diversas divisiones de la Policía Federal para tratar de blindar a la región costera sur y de la Sierra de Amula, donde existe la mayor incidencia del CJNG en Jalisco, el Gobierno Federal debe romper la estructura financiera, logística y operativa del famoso cártel, realizando las tareas de inteligencia, información, documentación e investigación criminal, para llevar a cabo la prosecución y consignación penal de todos aquellos que hayan incurrido en actos delictivos sea por negligencia al generar tolerancia y complicidad o por colusión directa o indirecta, sean autoridades, servidores públicos o ciudadanos sin empleo público que se hubieren involucrado en actividades que puedan llegar a tipificarse como delitos. 

No debe quedar en el vacío el reclamo del gobernador de Jalisco y además es necesario exigir se compruebe el grave señalamiento en contra de mandos medios y superiores de las corporaciones policiacas de Jalisco que se hicieron a través de diversos conductos mediáticos por algunos personajes de alto nivel de mando en la PGR, el CISEN, la CNS y la Policía Federal, así como en El Ejército y La Marina, pues no se vale que como una forma fútil de tratar de evadir o compartir la grave responsabilidad como presuntos culpables del crecimiento desmedido del CJNG, autoridades de esas dependencias de la Federación hayan o estén señalando a funcionarios jaliscienses como presuntos implicados con el hampa, específicamente acusándoles que a partir de una filtración o pitazo provocaron que El Mencho estuviere oportunamente informado de las maniobras planeadas para capturarle y así no solo poder efectuar su enésima huida, sino que además, conociendo detalles específicos de las tácticas a emprender por las fuerzas federales, El cártel hubiere estado preparado para atacar a las naves militares y policiales que finalmente fueron derribadas y destruidas por el comando fuertemente armado de hampones, que ocasionaron muertes y graves lesiones a los elementos castrenses y policiacos que viajaban en los cuatro helicópteros que según agencias informativas internacionales fueron inhabilitados con armamento de alto impacto, además de haber podido tener preparado dicho cártel, liderado por El Mencho, los casi 40 eventos saboteadores de la paz y el orden público que con humo, sangre, balas y fuego desestabilizaron principalmente la Zona Metropolitana de Guadalajara y muchos puntos torales de la entidad. 

Los habitantes de Jalisco no queremos nuevas acciones de vándalos y salvajes criminales sin escrúpulos y es de exigirse que, aun sea bajo la coordinación del Ejército a través del Comandante de la Quinta Región Militar, el  General de División Diplomado de Estado Mayor Miguel Gustavo González Cruz, las actividades del Operativo Jalisco deban ser realizadas con estricta coordinación entre las distintas instancias de la Federación como la CNS, la PGR, el CISEN, la Policía Federal y La Marina, pero además otorgándole la oportuna información y la adecuada participación que a las autoridades estatales y municipales, dándoles el respeto que se merecen al amparo de La Constitución que tutela el llamado “Pacto Federal”, a fin que puedan desempeñar la labor que les compete a las corporaciones locales de seguridad y ya no vuelva a suceder la falta de información y la gran descoordinación intergubernamental que hemos padecido a causa del celo entre autoridades o la intencionalidad de algunos funcionarios que auspician esa desarticulación con el objeto de beneficiar a los delincuentes con quienes tienen convenio. 

Aún hay asuntos pendientes de resolver en relación a los últimos sucesos, como el que se diga quiénes son los integrantes del CJNG que fueron abatidos o capturados el pasado primero de mayo y el nombre de quién le informó al Candidato del Partido Revolucionario Institucional (PRI) a la gubernatura de Colima, Ignacio Peralta, que se había capturado ese día a El Mencho, lo que motivó a que Peralta lo anunciara mediante un video difundido vía la plataforma digital You Tube, material que fue retirado sin que tampoco hasta ahora se sepa quién ordenó tal acción. 

@salvadorcosio1

opinión.salcosga@hotmail.com