Apuntes

Transparencia en formatos

El 2 de noviembre pasado, los 728 titulares de las Unidades de Transparencia (UT) de Jalisco recibieron como respiro la ampliación del plazo, seis meses, para que a más tardar el 4 de mayo de 2017 incorporen en sus Portales de Transparencia y en el Portal de Obligaciones de Transparencia (POT) de la Plataforma Nacional de Transparencia (PNT) la información fundamental que debe estar accesible bajo los principios que marca la Ley General de Transparencia y Acceso a la Información Pública (ver https://goo.gl/sdURVv), así como los lineamientos emitidos en mayo de 2016 por el Sistema Nacional de Transparencia (SNT) -ver https://goo.gl/1uRZC6-

La PNT con su POT, cuando opere, permitirá estandarizar la presentación y contenido de la información fundamental en todo el país, sobre todos los sujetos obligados (32 entidades federativas y gobierno federal con sus poderes, órganos autónomos, organismos, partidos políticos y sindicatos). Es un proyecto que para operarlo descansa en que cada sujeto obligado llene formatos con la información que se mostrará a toda persona a través del POT. Aún no se conoce cómo será su visualización, sólo se conocen los instrumentos (formatos) para “alimentarlo”, y que han puesto de cabeza a los titulares de las UT.

La estandarización tiene la virtud de facilitar la disposición de información, pero al centrarse en ella, inhibe y da pie a que sujetos obligados en lo particular minimicen y justifiquen la no publicación como fundamental de aquella información que en cada comunidad es más fundamental y necesaria para la rendición de cuentas y combate a la corrupción. Para ello, habrá que mantener en el mismo nivel de obligatoriedad la información proactiva y focalizada, con la que se inhibirían evasiones y quedarse en la letra de la ley: la información de coyuntura, con antecedentes y contextos sí que resulta más útil que la estática de un organigrama, aislada, no interoperable, como tienden a publicar los sujetos obligados.

Se trata de construir gobierno abiertos y no quedarse en las formas y formatos que son sólo instrumentos para “abrir” y poner a disposición la información, algo que no se alcanza a percibir en los sujetos obligados que se quedan en las formas y formatos; en burócratas de la transparencia cuando su atención es cumplir con las formas, no con el fondo, como son las evaluaciones a las que se someten o son sometidos.

Twitter: @jrubenalonsog