Apuntes

Transparencia, ahora Jalisco

Sin cambios, tal como el Senado envió la minuta de la nueva Ley General de Transparencia y Acceso a la Información Pública, los diputados federales aprobaron el pasado jueves este nuevo marco jurídico que enmarcará con los mismos principios, políticas y procedimientos las normas y órganos locales garantes de transparencia y acceso a la información. En los próximos días se prevé que el Ejecutivo federal sancione y promulgue con bombo y platillo esta nueva ley, con la que comienza a darle cierre a los temas nodales del Pacto por México.

La garantía del derecho de acceso a la información, y con ello la construcción de gobiernos abiertos y transparentes, ya está en la letra Constitucional y una ley reglamentaria; sin embargo, se abre el tiempo para la construcción de los mecanismos de instrumentación que la hagan operativa y eficaz.

Una vez entrada en vigor, deberán armonizarse las normas federales y locales en esta materia al marco general aprobado. En 17 entidades federativas, de 32 del país, además de la Cámara de Diputados, esta armonización deberá enfrentar cambios de legislaturas que se renovarán el próximo 7 de junio; o sea, los que se van ni tiempo tendrán para ello, y los que llegan, serán novatos. Ante ello, los órganos garantes y los grupos ciudadanos interesados tienen el balón en su cancha para proponer a los nuevos legisladores una armonización local que no sólo respete el espíritu constitucional, sino que vaya más allá, pues la Constitución establece “principios y bases”, no topes ni límites.

En Jalisco, el Instituto de Transparencia e Información Pública (Itei) puede liderar este proceso, ser bisagra con la sociedad: organizaciones sociales, especialistas, universidades y sujetos obligados. El Itei, ni mucho menos los ciudadanos interesados, no requieren esperar una convocatoria del Congreso local para trabajar el tema.

El trabajo puede ser en dos líneas: definir propuestas para lineamientos que el Itei haga llegar al Sistema Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales, y la construcción de propuestas de armonización integral de las normas locales que se presentarían al Congreso del Estado: la ley de transparencia, de protección de datos personales, de archivos, de educación, de salud, de presupuesto y gasto público, etc.

Para Jalisco es el tiempo de retomar su liderazgo en este tema que comenzó en 2001.

 

Twitter: @jrubenalonsog