Music Club

"Requiemaeternam dona eis, Domine, et lux perpetua luceateis"

La génesis de la Misa de Difuntos (El Réquiem), la encontramos en el canto gregoriano. También nombrado canto llano (por su estilo austero), el canto gregoriano sienta las bases del rito:

La estructura: Introito, KyrieEleison, Gradual, Tracto, Sequentia, Offertorium, Sanctus, Agnus Dei, Communio. El idioma (latín, con excepción del KyrieEleison).

En el canto gregoriano, la palabra tiene mayor preponderancia que la música. A través de los neumas (así denominadas las notas del tetragrama), se buscaba la reunión del alma -o del ánima- con Dios. Por eso a la música religiosa medieval también se le conoce como “la música de las esferas”.

Los compositores de réquiems, conservan por lo general la forma tradicional, proveniente de la escuela gregoriana.

Sin duda, el Réquiem de Wolfgang Amadeus Mozart, es el paradigma en la historia de la música.

(…)

He escuchado la Missa pro defunctis de Johannes Ockeghem (Bélgica, 1410-Francia, 1497), un dogmático de la fe.

En él, la herencia del gregoriano, pero también la incorporación de la polifonía vocal, tienen un papel preponderante.

De ahí, un salto para escuchar los réquiems de Berlioz, Verdi, Fauré, BenjaminBritten. Confieso que escucharé –cuando lo encuentre-, el Réquiem Polaco, autoría de uno de mis compositores predilectos: KrzysztofPenderecky.

(…)

Marcela Rodríguez (Ciudad de México, 1951), compone, en 2011, el Oratorio: Réquiem Mexicano, basado en el texto La visión de los vencidos, de Miguel León Portilla.

Obra de ruptura, el texto está escrito en español y náhuatl. Y narra nuestra historia de violencia, “una violencia que aún persiste”, parafraseando a la autora.

(…)

Si bien en el réquiem gregoriano la técnica es modal –los modos grecolatinos eluden la presencia de alteraciones sonoras-, en la actualidad, el compositor puede expresarse a través de otras estrategias discursivo-musicales: La escala pentatónica, el dodecafonismo o serialismo, la música aleatoria, lo experimental, el minimalismo.

En ese sentido, el Réquiem se manifiesta como el mejor ejemplo de continuidad y ruptura en los universos sonoros.

Te espero en quince, para seguir con orgullo a nuestros compositores.

leverkhun1@outlook.es 

@AlterRuy