Pelotazos

No tienen ética

¿Por qué? Si se cumplieron todas las premisas ideales en las cabecitas de los expertos: títulos en selecciones menores, exportación de jugadores a Europa, necia continuidad en los procesos, un fuerte apoyo de patrocinadores y de los clubes. Y además tenemos la Liga MX con todo y su desfile con banderas y su himno bien bonito.

Pase lo que pase contra Nueva Zelanda es un buen momento de pensar bien qué es lo mejor para el futbol mexicano. De entrada los burócratas vende anuncios tendrían que fijar otras prioridades o su negocio no vale un centavo. Y los jugadores deben de dejar de soñar con calentar las bancas de equipos de medio pelo en Europa.

De entrada, y aunque le choque a los patrioteros hay mucho que aprender de la cultura deportiva, de la ética de Estados Unidos, de su profesionalismo para tratar y atender un deporte sólo por serlo, aunque tenga menos dinero que el futbol mexicano. Sí, el futbol de México es más rico que el de EU y que de Costa Rica y de Honduras. No es cuestión de dinero, es cuestión de ética. Y también es momento de olvidar la soberbia y volver a empezar.