'Sayonara'

No pues todo bien padrísimo. En cuanto llegas, ves todo bien acá, robotizado, como película futurista. Y luego todos bien parejitos, igualitos, igualitos, como cortaditos con la misma tijera. Muy seriecitos todos ellos. En cambio uno acá ya ves, bien sonriente, con la camisa así, abierta hasta el ombligo, puro derroche pues.

Y pa' pronto, nos comenzaron a traer de un lado para otro, que mira esta fábrica, que mira este carrito, aquí tenemos un robot, welcome sayonara, y nosotros acá, bien sonrientes, tenqius, tenqius, sayonara, sayonara. Lo bueno es que traíamos traductores de todo, porque si no. En realidad de japonés uno no sabe casi nada. Bueno, nomás las marcas que uno ve por las calles: que jonda, que Toyota, que Mitsubishi, en otros tiempos que señorita Cometa. Pero así como para comunicarse acá fluido y con propiedad, pues no. Y el inglés de ellos casi no se entiende. Es un inglesjapo muy complicado, entonces pues chínguese el intérprete.

Nosotros a risa y risa. Mostrándole a los japoneses eso que tenemos los mexicanos y que ellos por más robots que tengan siempre van a carecer: calor humano. La verdad es que somos bien cálidos. Los takataka ni sabían por qué nos reíamos y entonces se reían como uno, pero balanceándose. Y uno, nel, los mexicanos nos reímos así. Creo que fue lo primero que nos aprendieron.

Pero como íbamos a hacer negocios, pues también había que ponerse serios ¿verdad? Y en la primera junta yo que le digo aquí al secre, pos sácate el mapa para que vean estos todo lo que tenemos: iren, vayan a invertir para allá, está chido, nomás dense prisa porque las minas se las están ganando los canadienses, las playas los gringos, las presas los españoles, las manufacturas los chinos y así, pero todavía tenemos algo para ustedes.

Además, les dije, digo, así para que vieran que uno no nomás va de ofrecido, nosotros somos también una potencia en innovación tecnológica como ustedes, podríamos coinvertir e ir michas con las ganancias. Ahí está la plaza de la tecnología, o la ciudad creativa digital, en fin, hay varios proyectos que les pueden interesar ¿cómo ven?

Ora que en materia de finanzas también tenemos con queso las enchiladas. Ira, muéstrales la página de "la flor de la abundancia", aquí está el esquemita: pueden invertir en agua, tierra, aire, fuego, todos ganamos. Es irle invirtiendo de a poquito, mes con mes, hasta que te toque todo.

Que luego nos responden.

Provechosa la gira.

roberto.castelan.rueda@gmail.com