El mismo de la otra vez

Deuda Coahuila

Durante buen tiempo, pensé que en Coahuila los únicos que luchábamos por el esclarecimiento de la mega deuda del MOREIRAZO éramos la gente de Torreón, me llevé una muy grata sorpresa en el III Congreso Nacional Ciudadano, al comprobar que en la capital, Saltillo, existen grupos muy fuertes luchando por la transparencia y la rendición de cuentas, y que lo heredado por Humberto Moreira, no se olvida.
El representante de una de estas organizaciones, comentaba que en realidad son dos megafraudes los cometidos en contra de Coahuila, el primero el que cometió Humberto Moreira con sus secuaces, algunos de ellos incrustados en la presente administración, y el que cometió la XVIII LEGISLATURA al permitir la reestructuración de la deuda y darle legalidad a algo totalmente fraudulento e ilegal. Según sus investigaciones, con esta reestructuración de los 36,000 millones de pesos, al cabo de 20 años los coahuilenses habremos pagado 120,000 MILLONES DE PESOS. Por esta razón, y no por otra, los bancos están felices y dispuestos a prestarnos más dinero, para ellos, el quebranto terminó al momento en que los diputados del PRI votaron por la reestructuración. Los créditos que no estaban sustentados con la documentación necesaria se volvieron legales y quien los va pagar, ¿Humberto? ¿Rubén? ¿Los diputados sinvergüenzas? ¿Jaime Russek Fernández actual titular de Desarrollo Económico del municipio ex diputado de la XVIII LEGISLATURA?
Lo más frustrante y aberrante, es que utilizan los recursos económicos del estado, necesarios para el progreso y desarrollo de las diferentes comunidades, para ocultar, amedrentar, publicitarse, culpar a quienes cuestionan, tienen a la policía de su lado e interpretan o cambian las leyes a su antojo para seguir gozando de la impunidad que los caracteriza.
Que decir de las fosas clandestinas que se encontraron en el norte del estado y que con maquinaria pesada trataron de ocultar. Lo cierto es que con nada se puede ocultar lo que ahí se encontró, se habla de más de 1400 cuerpos, los que hemos sufrido la pérdida de algunos de nuestros seres queridos, nos preguntamos si en ese “cementerio” pudieron estar, ahora nunca lo sabremos.
El día de hoy, en un diario local, se publica lo siguiente: “Ricardo Corona, coordinador de Finanzas Públicas en el Instituto Mexicano para la Competitividad (Imco), advierte sobre la persistente falta de responsabilidad por parte de las administraciones estatales a la hora de generar ingresos propios, recurriendo al endeudamiento. COAHUILA ES EL CASO MÁS EMBLEMÁTICO. El endeudamiento total al cierre del 2013, que incluye a las administraciones estatal y municipal, así como organismos de cada nivel de gobierno, fue por 35,543.7 millones de pesos. En tanto, sus recursos propios estimados para el 2014 son por 5,101.1 millones: es decir, su deuda equivale a 696.8% de dichos ingresos”.
No se necesita ser un gran matemático para darse cuenta que en dos años de gobierno de Rubén Moreira, LA DEUDA no ha disminuido, todo lo que se ha pagado, ha sido para cubrir INTERESES. Con los ingresos estimados de 2014 necesitaríamos de 7 años para pagar solo el CAPITAL DE LA DEUDA, es tiempo de tomar el papel que nos corresponde, el de PATRONES, el de MANDANTES, en nuestras manos está el cambio.


rsegura57@gmail.com