Sentido común

Los candidatos reciclados

Como es costumbre en el Partido Revolucionario Institucional y en prácticamente los demás institutos políticos, para las elecciones federales que se celebrarán el próximo 7 de junio, los “representantes del pueblo” que se elegirán son personajes consagrados en el sistema político hidalguense, con años de trayectoria, brincando de un puesto a otro, según sea la conveniencia, y para este año, no será la excepción, pues más que velar porque los candidatos diputados federales sean personas de oficio, sensibles a las necesidades de la gente, que sepan la realidad de los ciudadanos, son más bien quienes han servido personalmente al poder en turno del gobierno en el estado o de otros gobierno, se trata de pagar con puestos la lealtad hacia el poder y de favores políticos o personales.

Por ejemplo, Pedro Luis Noble Monterrubio, quien tras su (malogrado) paso por la Secretaría de Salud se registró como precandidato a diputado federal por el distrito de Actopan, región de la que no conoce sus necesidades, ya que su trabajo profesional se ha centrado en Pachuca, al ser dos veces diputado local, una de ellas por Atotonilco el Grande, de donde también es notario Público y funcionario del gobierno estatal como representante en su encargo de Procurador Fiscal.

Alfredo Bejos es otro de los personajes que ha sabido tejer fino su carrera política, muy cercano al secretario de Gobernación, Miguel Osorio, a quien suplió una vez como diputado federal cuando Osorio se fue a buscar la gubernatura de Hidalgo. Bejos siempre ha sido políticamente correcto y con nadie ha quedado mal, de ahí que cada proceso electoral sea una de las cartas fuertes, aunque su fuerte siempre ha sido secretario de estado o diputado federal o local. Tras abandonar el congreso local para suplir a Renato Olivares en la secretaría de Turismo, en donde los pocos meses que estuvo le sirvieron para construir su candidatura, finalmente se registró por el distrito de Pachuca y Mineral de La Reforma.

Por su parte, el ex secretario de Gobierno, Fernando Moctezuma, ha sido varias veces diputado local, diputado federal, alcalde y secretario de estado. Desde sus comienzo como profesor universitario se enroló después como empleado del gobierno estatal, desde ha construido una carrera política al lado de Miguel Osorio y con favoritismos hacia la organización de la UNTA y otros grupos campesinos de quienes requerirá su apoyo para las elecciones.

Finalmente, María Gloria Hernández, quien se registró por Tepeapulco, quizás sea quien esté más preparada académica y profesionalmente para enfrentar este cargo, ya que ha tenido cargos en los gobiernos de Tlaxcala, el DF e Hidalgo, aunque su carrera política emergió durante las elecciones a alcaldes de 2006, donde mostró su músculo como operadora política en Apan.

 

twitter @Xoconoxtle