Sentido común

Recomposición política en Hidalgo

A pesar de los resultados favorables para el PRI en los siete distritos electorales de Hidalgo, el panorama político en el estado está teniendo cambios radicales en su composición, dadas las circunstancias con los nuevos partidos políticos que entran a la competencia electoral y los que tras esta jornada se despiden para disminuir la oferta partidista, eso, aunado al éxito de los candidatos independientes en el país y aunque en Hidalgo solo compitió uno, para el siguiente proceso electoral no debe hacerse extraño que salgan otros cuantos.

Parce irreversible la tendencia de que el Partido del Trabajo será uno de los dos partidos políticos que no alcanzará el tres por ciento de los votos totales, requisito indispensable para mantener el registro como instituto político ante el INE, pues aunque los harán los jueces de manera legal, los propios líderes ya dan por muerto a su partido, lo que ha generado una desbandada del barco hundido hacia otros partidos afines, como el PRD y Morena; sin embargo, los líderes de estos últimos han puesto trabas y un bloqueo de nuevos militantes que gustan vivir de las aportaciones que les regalan los institutos electorales, federal y estatal, pues al parecer en Morena y PRD ya son muchos quienes hacen lo mismo y no buscan compartirlo con nadie más.

Respecto al PAN, a pesar que a nivel nacional se posicionó como la segunda fuerza electoral, en Hidalgo las cosas parecen diferentes, pues no logró ni siquiera llegar cerca al número de votos del PRI, por lo que hay preocupación en la dirigencia estatal quienes pecaron de inocentes al llegar con una nueva dirigencia, sin experiencia, a enfrentar a la maquinaria electoral del partido tricolor. En el PAN están prendidas las alarmas, debido a que cada elección que pasa pierde más votos y no han encontrado la fórmula ni a las candidatas y candidatos idóneos para enfrentar un proceso electoral, por lo que desde ahora ya buscan alianzas para enfrentar la contienda de 2016 en la que se elegirán al gobernador, diputados locales y presidentes municipales, aunque solo tienen un año para afianzar coaliciones con otros partidos políticos y resurgir al partido blanquiazul en Hidalgo, que tal como va, parece destinado a seguir fracasando.

Pero los que verdaderamente vinieron a dar otro panorama político son los candidatos independientes, sin partido, aunque apoyados por la clase empresarial o educativa, como sucedió en Hidalgo, dejaron un buen sabor de boca en el primer ensayo, por lo que ya hay varios académicos que buscan irse posicionando entre el electorado, como Habacuc López, también de la universidad estatal, quien ya dijo abiertamente que buscará la alcaldía de Mineral de La Reforma; sin embargo, mientras no se degraden las candidaturas ciudadanas a las acciones de ambición de los partidos en el poder, los partidos políticos tendrán que hacerse más ciudadanos, y eso, déjeme le digo, es sentido común.

 

twitter @Xoconoxtle