Sentido común

Hoy quiero que gane México

Generalmente nunca hablo de futbol en este espacio, de hecho, nunca he hablado de futbol, primero, porque no soy un gran aficionado a este deporte, aunque reconozco que sí me gusta e incluso llegué a jugarlo. Sin embargo, hoy es un día especial, porque se juega la Selección Nacional la clasificación ante uno de los equipos favoritos para ganar la copa del Mundo en Brasil. Sinceramente creo que no es algo menor.

Como la gran mayoría de mexicanos, hoy quiero que gane nuestra selección de futbol, porque es algo que siempre ha unido a las personas, sin importar credos, “clases sociales” o cualquier otra etiqueta a las que estamos acostumbrados a poner a las personas que nos rodean. Hoy quiero que gane México, porque, a pesar de que hay mucha gente en contra de las televisoras, del futbol y del gobierno federal y hasta los hacen pasar como un tridente del mal para los mexicanos, y peor aún, que se creen aquel cuento de que mientras juega la Selección Mexicana se reúnen los senadores para “vender el petróleo” a los Estados Unidos, cuando los legisladores de ambas cámaras so los primeros que buscan ver los partidos de México.

Hoy quiero que gane México porque los mexicanos necesitamos en algo en qué creer, en algo que nos haga sentir que somos un pueblo unido, aunque sea por un día, aunque sea por dos horas, porque los gobiernos ya nos quitaron la ilusión de creer en un mejor futuro, porque las religiones ya nos orillaron  a no creer más en ellas… ¿entonces en qué o en quién creemos?

Y si ese algo tiene como nombre futbol, ¿qué tiene de malo que nos juntemos a ver el partido?, unidos, bajo una misma idea, bajo una misma ilusión, bajo un mismo techo. Eso, o pueden hacer una guardia en el Senado de la República y en la Cámara de Diputados para evitar que vendan el petróleo, o que alguien apruebe alguna reforma. Y que conste de una vez que no estoy a favor del gobierno, simplemente estoy en contra de esos revolucionarios de Ciber Café que piensan que con un tuit van a cambiar la política de este país.

¿Por qué no nos sentamos todos durante dos horas a apoyar una misma causa y dejamos de lado todo, solo por dos horas? Debiéramos hacer este ejercicio. Sé que me van a tachar de iluso, que hay cosas más apremiantes que ver a un grupo de sujetos correr tras una pelota, que hay personas que quisieran ese apoyo para alguien enfermo, y un largo etcétera. Pero no se trata de hacer justificaciones. Quien pueda y quiera, que lo intente.

Hoy quiero que gane México porque sería histórico que la selección nacional dé un paso más allá del que nos tiene acostumbrados, y hoy quiero que gane México porque para todos nosotros como espectadores puede ser un aliciente que nos lleve a mejorar en nuestras tareas cotidianas, que nosotros también podemos trascender más allá de lo que hacemos todos los días, aunque sea algo pequeño, pero que haga la diferencia. Hoy quiero que gane México porque soy mexicano, y eso, es por sentido común.

 

twitter @Xoconoxtle