Muy franco

Carmen

Si no apoyo a Carmen Aristegui, soy un traidor, vendido a Peña Nieto, esbirro de Televisa. Y, de inmediato, me dicen por Twitter “esclavo”, “homosexual” (como si fuera insulto) y afirman que “Televisa me ordena atacar a Aristegui”. Suman amenazas e insultos bajo el anonimato de “librepensadores” radicales.

Para ellos hay preguntas que no caben. Han juzgado: el PRI y Televisa son el enemigo. Punto.

Yo no sé, de facto, si desde Los Pinos corrieron a Carmen o no. No lo puedo afirmar o negar. Y hago preguntas que los fans de Carmen no quieren.

¿Si hubiera ganado López Obrador en 2012, hoy Carmen Aristegui sería una periodista oficialista?

Al viejo estilo mexicano, ¿habrá MVS apostado al “caballo equivocado” y de ahí su adhesión a Carmen?

¿Por qué la aberración de decir que el estatus de “concesionario” somete a las empresas a una “presión insostenible” de los gobiernos y al mismo tiempo que, por ser MVS una “concesión”, su lío con Aristegui “es de interés público”?

¿En qué momento “perdió” la empresa el derecho de decidir con quién quiere trabajar o no?

¿Es Carmen Aristegui igual de “objetiva” y “combativa” cuando se trata de otros gobiernos que no son los del PRI? ¿Investiga y divulga con la misma fuerza los hechos de la Línea 12 o las acciones de Morena?

¿El tono del discurso de Aristegui implica que todos los que seguimos al aire estamos, de hecho, vendidos al gobierno?

¿Nos seguimos radicalizando desde  2006 y para todos es “mi manera o te friegas”?

Como dice Jorge Ramos: son preguntas. No por eso me van a atacar menos en redes sociales. Porque parece ser que los “librepensadores” son de tal pureza que pueden insultar, amenazar y juzgar a quien se les pegue la gana. Ahí no hay Carmen ni CNDH que valgan.

Estas preguntas las firmo yo, René Franco. Ni EPN, ni Televisa. Me llamo René.

Por cierto, llevo más de 20 años en medios. Y aún siendo un reportero de la fuente menos prestigiosa, la de espectáculos, he tenido mis problemas con los gobiernos; pero muchos más con los de la Ciudad de México que con el Federal. Esto, solo para buenos entendedores.