Vivir como reina y gastar como plebeya

¿Qué tipo de inversionista eres? Y por qué te conviene saberlo

Todos tenemos un perfil de inversionista, aunque no inviertas. Tu personalidad, tus intereses y tus metas conforman este perfil de inversionista potencial.

Ahorrar es juntar dinero para el futuro y seis de cada 10 mexicanos lo hacemos, según datos de piggo. Invertir implica poner a trabajar este dinero para que produzca más y solo tres de cada 10 que ahorran lo hacen.

La meta de todo ahorrador debe ser convertirse en inversionista. El primer paso es conocer tu perfil. Empieza con estas tres preguntas:

¿Qué quieres?

¿Para cuándo lo quieres?

¿Cuánto tienes para invertir?

Si quieres invertir para tu retiro y tienes 30 años, cuentas con otros 35 años para invertir ese dinero y puedes tomar un mayor riesgo y obtener mayores rendimientos. Tienes el tiempo para balancear la volatilidad y ganar. Si quieres más dinero para un negocio en 5 años, busca una inversión con menor riesgo pues tu plazo es más corto. Estas serán las primeras piezas del rompecabezas de tu perfil.

Carlos Adams, director de promoción de franquicias de Hoteles City Express, me contó que ellos reconocen dos perfiles: los conservadores y los patrimoniales. Yo agregaría el arriesgado.

Los conservadores quieren asegurar que su dinero estará ahí todos los meses. Invierten en deuda o negocios a largo plazo, pero tangibles, uno de ellos, los bienes raíces. Buscan la tranquilidad, me explicó Carlos. Para mí, este perfil es mi tía, que tiene su dinero en cetes y a quien pensar en acciones le causa dolor de estómago. Más de la mitad de los mexicanos caen en este perfil, según 'Pulso inversionista global' de BlackRock, 52 por ciento del dinero de los mexicanos está en efectivo o, cuando mucho, en instrumentos de corto plazo.

El patrimonial busca la diversificación. Se animan a tomar más riesgo y buscan rendimientos más altos que los de las instituciones financieras, dice Adams. Para mí son los padres o madres de familia que piensan en qué dejarles a sus hijos en el futuro, incluso algunos sacrifican liquidez hoy por este patrimonio de mañana.

Agrego el arriesgado, ese que conoce cómo funcionan los mercados, (según BlackRock solo seis por ciento de los mexicanos invierte en acciones o bonos), el que busca los rendimientos ante todo. Es ese vecino que invierte en todo: negocios, acciones, fibras, inmuebles y más.

No importa en qué categoría estés, siempre busca asesoría. Carlos recomienda acercarse y preguntar en varias opciones de inversión cómo funcionaría tu dinero ahí, cuánto debes invertir, qué retorno te pueden ofrecer y por qué ese negocio o activo es el correcto para tu perfil.

Yo les digo, ¿por qué no dejar que el dinero trabaje por ti empezar a informarnos más para ganar más?

Twitter: @vivircomoreina