Postdata

El partido que nunca ha jugado Vucetich

No recuerdo a un Víctor Manuel Vucetich tan dispuesto a la sonrisa como el que hemos visto en los últimos días. Qué bueno que el traje de seleccionador nacional le ha revelado esta parte de su personalidad a un hombre más bien discreto y tímido.

Tampoco tengo registro, en todos estos años de su muy exitosa carrera como entrenador, de que Vucetich haya sido capaz de arrancar un partido con un planteamiento táctico híper ofensivo, desbordado al frente, con la idea de arrollar y destantear, desde el silbatazo inicial insisto, la zona defensiva del rival.

Quizá porque nunca ha tenido necesidad de hacer esto pues los títulos que ha conseguido con varios equipos (Tecos, León, Pachuca, Monterrey), los ha trabajado en series a dos partidos, con tiempo y espacio para no mostrarse ansioso y menos desesperado.

Bueno pues hoy en la noche en el Estadio Azteca, ante la selección de Panamá, Vucetich saldrá a jugar el partido que nunca le ha tocado dirigir. Y tendrá que ofrecer el juego perfecto de su carrera. Su equipo tendrá que anotar pronto, muy rápido. Su planteamiento tendrá que ser muy intenso, haciendo un pressing permanente, de mucho desgaste físico, que le permita tener la pelota en posición ofensiva una y una y otra vez.

Y atrás, en propia defensa, la tensión y concentración debe mantenerse al máximo. Sería un desastre que en un contragolpe o en una jugada a balón parado, el Tri recibiera un gol. En cualquier momento, pero sobre todo antes de que la selección nacional fuera capaz de meter dos goles como mínimo.

Y no sólo Vucetich y los jugadores serán necesarios. Ojalá la gente que asista al estadio apoye con todo y consistentemente al equipo. Y bueno, si las cosas no salen, pues ya al final que se manifiesten como quieran.

El hipotético juego perfecto hoy del Tri apenas les permitiría llegar con vida al martes siguiente en Costa Rica. Qué drama.

twitter@rocampo