Tribuna

Sin foto no hay despensa

Homero de la Garza Tamez, secretario de Desarrollo Social de Tamaulipas, estuvo de vista hace días en la zona sur, luego que antes de julio de 2013 Tampico fue la sede alterna desde donde despachó, como ahora ocurre en Matamoros.

Entre las actividades que realizó, se destaca una reunión con enlaces en la zona de los programas sociales que su competencia. El encuentro fue divulgado vía redes sociales desde la cuenta del funcionario.

El llamado fue atendido por Georgina Barrios, Pablo Ravizé, de Tampico; Claudio de Leija, Ernesto Gutiérrez, de Madero; y Ciro Hernández, de Altamira, entre otros, que sentados en una mesa de café revisaron asuntos de su encomienda, al igual que les fueron recordadas sus responsabilidades.

De la Garza Tamez hizo el recordatorio de que su función es que la política social del gobernador Egidio Torre Cantú se note, tenga ojos y sobre todo oídos, tenga pies y manos, en fin de su desempeño depende en buena medida que la población a la que llegan tenga la mejor impresión de lo que se hace en Tamaulipas para beneficio de sus habitantes.

Y no es que las cosas no se estén haciendo como se deben, según se pudo conocer los delegados en el sur de la Sedesol de Tamaulipas, tienen buenas calificaciones, a diferencia de en Matamoros, ciudad en la que se hicieron cambios de cara a lo que está por venir.

A propósito de políticas sociales, algo está ocurriendo en el tema de apoyos alimentarios (entrega de despensas) que de entrada como lo cuentan suena como un verdadero disparate.

Según informes de algunos inconformes, resulta que se les está pidiendo, con carácter de a fuerzas, a los beneficiarios, una foto de la fachada de sus casas, misma que deben de entregar impresa.Los reportes a la redacción señalan que la instrucción la hacen los líderes de sectores, si son algunos o todos eso es lo de menos, por lo que ahí tiene a los que quieren recibir la despensa buscando quién tome la foto y dónde imprimirla para cumplir con el nuevo requisito.

El asunto es que por donde quiera que se le vea un absurdo, porque quien necesita de una despensa como apoyo para sobrellevar la precaria situación económica en la que se encuentra, cómo le va hacer para sacar un foto de su casa y luego pagar la impresión.

Supone el “inteligente” líder de sector que el beneficiario cuenta con un teléfono inteligente con el que puede tomar una foto, pero entonces si se cuenta con un Smartphone o lo más parecido a éste, ¿necesita del apoyo de una despensa?